MENÚ
viernes 22 marzo 2019
05:07
Actualizado

Compre un móvil que no mate gorilas

La fabricación de smartphones va unida a la extracción de oro, plata y coltán de la República Democrática del Congo, una acción que destruye el hábitat de estos primates

  • No hay que olvidar que los gorilas son una especie en peligro de extinción
    No hay que olvidar que los gorilas son una especie en peligro de extinción /

    Reuters

Tiempo de lectura 4 min.

13 de enero de 2019. 13:23h

Comentada
Víctor Regidor.  13/1/2019

En 2009, la primatóloga Jane Goodall, que hace unos días ofreció una conferencia en Madrid, apadrinó y presentó una campaña nacional en Australia en la que participaban algunos de los zoos del país. La acción buscaba informar y concienciar sobre el binomio reciclaje y conservación; lo primero, por los teléfonos móviles; lo segundo, por las poblaciones de gorilas que habitan, desgraciadamente cada día en menor medida, en la República Democrática del Congo.

Un estudio de la Universidad de Australia del Sur en colaboración con Zoos Victoria ha evaluado los seis primeros años de «They’re Calling On You», una iniciativa que forma parte de esta campaña nacional para mostrar el vínculo real entre estos dispositivos y la especie amenazada. Carla Litchfield, psicóloga de conservación del centro universitario y experta en los grandes simios, es la principal responsable del informe, publicado en «PLOS One». Sus investigaciones hacen hincapié en la importancia de recuperar metales como el oro, la plata y el coltán, presentes en los móviles, para que la industria pueda reutilizarlos y no necesite extraerlos de los territorios en los que se refugian los gorilas del país africano. Sus hábitats, con esta actividad invasiva, quedan destruidos.

«Por cada 40 móviles que se reciclan se obtiene un gramo de oro», comenta como ejemplo la experta. Si estos números se aplican a los 400 millones de teléfonos que se dejaron de usar en 2017 en todo el mundo, las posibilidades son evidentes. Si esto es así, ¿por qué el índice de reciclaje es tan bajo? Los autores apuntan varias razones: la dificultad para encontrar dónde hacerlo, el secretismo sobre la composición de los aparatos y el temor acerca de los datos que contienen son las principales.

La compañía Fairphone produce a escala comercial el único «teléfono justo» que se puede adquirir en estos momentos. La marca, cuyo segundo modelo cuenta con la certificación medioambiental Blue Angel y utiliza oro de comercio justo (también certificado), se afana en trabajar con una cadena de abastecimiento respetuosa tanto con el planeta como con las personas. Por las características del mercado de metales utilizados, esta cadena incide especialmente en la salud de los ecosistemas congoleños.

Cuatro grandes objetivos han marcado el diseño de sus dispositivos, una confección peculiar dentro de la industria. El primero se refiere a la extensión de la vida útil. Ahora, que ya ni las baterías de los móviles se pueden cambiar en casa con facilidad, el Fairphone presenta una modularidad que fomenta el cambio rápido y sencillo de sus componentes principales.

Unas partes que, por cierto, se elaboran con materiales justos con trazabilidad completa y compromisos como el de realizar compras responsables en zonas de conflicto. Aliados con diferentes organizaciones, se adquieren minerales extraídos en condiciones laborales dignas (tercero de los objetivos), no relacionados de ninguna manera con conflictos armados y cuyo comercio produce un impacto positivo en las sociedades locales.

El cuarto pilar responde a la reutilización y el reciclaje y a los esfuerzos de la marca por fomentar la economía circular en un área, la tecnológica, en la que la obsolescencia programada y el desechado incontrolado de materiales están a la orden del día.

Teléfonos reacondicionados para los preocupados por el medio ambiente

Uno de cada cuatro españoles se compró las pasadas Navidades un móvil reacondicionado. Así lo estima una encuesta realizada por Certideal, una plataforma online especializada en la comercialización de este tipo de dispositivos. De entre los consultados, casi la mitad reconoce que la razón de la compra es que le preocupa el impacto que la fabricación de los smartphones produce en el medio ambiente. También tomaron esta decisión, siempre según se desprende de las respuestas, para luchar contra el concepto de obsolescencia programada. Un alto porcentaje, el 55%, confiesan también que la opción de comprar un teléfono reacondicionado permite acceder a un dispositivo de alta gama a precio reducido. En este sentido, la mayoría apunta que destinaría como máximo 400 euros para hacerse con uno.

Jane Goodall, nombrada doctora honoris causa por la Universidad Complutense de Madrid

Jane Goodall (Londres, 1964), quizá la primatóloga más reconocida y que citamos en la información superior, ha sido investida doctora Honoris Causa por la Universidad Complutense de Madrid (UCM) a propuesta de la Facultad de Veterinaria. Su decano, Pedro Lorenzo, ejerció de padrino. El acto se celebró en el Paraninfo de la UCM y fue presidido por Carlos Andradas, rector de la misma. Durante la ceremonia, Goodall advirtió a los líderes mundiales que es necesario ir más allá de las «buenas intenciones» para revertir los efectos del cambio climático, un fenómeno «innegable» que amenaza al planeta. «Si no se hacen esfuerzos, no habrá demasiados cambios ni resultados», declaró al hilo de la cumbre del clima celebrada en diciembre en Polonia. Al término de dicha reunión, la Comisión Europea calificó el acuerdo como «equilibrado».

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs