Coronavirus

Talento meridional en serie

La guionista y dramaturga sevillana Carmen Pombero, con una trayectoria plagada de éxitos televisivos, demuestra que hay vida en la ficción española más allá de Madrid

La guionista y dramaturga sevillana Carmen Pombero
La guionista y dramaturga sevillana Carmen PomberoKiko Hurtado

Los primeros guiones para televisión que escribió Carmen Pombero llevaban el sello de la productora de Pedro Almodóvar. Después de aquella experiencia con «El Deseo», su travesía en las series de ficción se ligó a éxitos como «Hospital Central», «Sin tetas no hay paraíso» o las miniseries sobre Paquirri y la Duquesa de Alba. Vivía en Madrid, paraíso de las producciones, y decidió regresar a su Sevilla natal en 2016, cerca de su familia, de quienes extrajo el amor por las artes, el compromiso social que impregna su escritura y su vena republicana.

Actriz en sus primeros años, evolucionada en dramaturga, se lanzó a la aventura americana cuando Nueva York era solo una ciudad que se veía en las películas. Recuerda cómo siendo una niña la escritura la acompañó en su timidez, aunque hubo de pasar mucho tiempo hasta que los poemas infantiles cristalizaran en obras de teatro de corte social. «Trabajo pegada la realidad y en contacto con mis propias experiencias», reconoce, de ahí la relevancia que adquieren los conflictos que afrontan las mujeres, las migraciones o los derechos de las personas LGTBi. La infancia, esa patria a la que inevitablemente nos debemos, le descubrió un mundo de necesidades y maltrato en la puerta de al lado contra el que continúa rebelándose con el arma de la palabra.

Su carrera como guionista sufrió un parón al mudarse, pero el talento acabó imponiéndose y Netflix apostó por uno de sus proyectos, luego desbaratado por la covid-19: «El 80 por ciento de lo que escribimos no se produce. Te lo pagan pero el trabajo se va a la basura». Uno de esos trabajos que de momento no se grabará es «El Emérito», la miniserie sobre los últimos años del reinado de Juan Carlos I que preparaba Mediaset. Como guionista, celebra que la ficción española haya reaccionado positivamente ante la pandemia del coronavirus: la industria ha «descubierto» el teletrabajo y que hay vida creativa más allá de la capital del Reino.