Política

Fernández Mañueco pide un Pacto de Estado que saque a la Educación del debate político

El presidente de la Junta reclama estabilidad y certidumbre frente al adoctrinamiento de las aulas que existe en algunas comunidades y asegura que el modelo educativo de Castilla y León es un «éxito»

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, y la consejera Rocío Lucas se reúnen con responsables de las organizaciones representativas de la enseñanza concertada
El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, y la consejera Rocío Lucas se reúnen con responsables de las organizaciones representativas de la enseñanza concertadaR. Valtero (nombre del dueño)

Sacar a la Educación del debate político y de los «vaivenes ideológicos y partidarios». Ese es el objetivo del presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, y el motivo por el cual pidió un Pacto de Estado de la materia tras reunirse con los responsables de las organizaciones representativas de la enseñanza concertada.

La Educación es «un asunto de todos», señaló, por lo que precisó que necesita «estabilidad y certidumbre» en lugar de «continuas confrontaciones».

En este sentido, y pese a reconocer la dificultad para alcanzar un acuerdo, reclamó al próximo Gobierno central que se siente con todas las fuerzas políticas y las Comunidades Autónomas, que son las encargadas de gestionar la formación. De esta manera, a su juicio, se eliminaría el adoctrinamiento de las aulas, existente en algunas Autonomías españolas.

Además, Fernández Mañueco recogió el sentir de la concertada después de las declaraciones de la ministra y portavoz del Gobierno, Isabel Celaá en el sentido de que la libertad de elección de centro educativo no es un derecho estrictamente reflejado en la Constitución.

En este punto, defendió y garantizó esta modalidad en Castilla y León donde, en su opinión, ha contribuido a consolidar «uno de los sistemas educativos más sólidos y fiables de España, basado en los pilares de la calidad, libertad y equidad».

De este modo Fernández Mañueco aseguró que el Ejecutivo autonómico «tiene muy claro» que los padres son los primeros responsables en la educación de sus hijos, por lo que lanzó un mensaje de «firmeza y tranquilidad» al señalar que la Junta está «comprometida» en garantizar este derecho.

Desde hace muchos años, recordó, la gestión pública y la privada-concertada de la enseñanza «han coexistido con buenos resultados», un carácter complementario que, afirmó, «define el modelo de éxito de la sociedad».

Como apoyo a sus palabras, aprovechó para subrayar que el 94 por ciento de las familias de la Comunidad escolariza a sus hijos en la primera opción elegida lo que «es una satisfacción para los padres» así como comprometió el respaldo de su equipo a la formación en el medio rural.