Manu Reyes (PP): “En las elecciones del 14-F el resultado no fue el que esperábamos y hay que recuperar el territorio”

Exalcalde de Castelldefels, coge las riendas del partido en la provincia de Barcelona con el foco puesto en las municipales de 2023

El nuevo presidente del PP de Barcelona, Manu Reyes
El nuevo presidente del PP de Barcelona, Manu ReyesMiquel GonzálezMiquel González / Shooting

Manu Reyes, alcalde de Castelldefels entre 2011 y 2015, fue el líder más votado en en las pasadas elecciones municipales pese a no lograr la vara de mando. Esta semana ha sido nombrado presidente en Barcelona.

–¿Por qué estos cambios tan repentinos? [Manu Reyes ha sustituido a Òscar Ramírez en Barcelona; Jaume Veray, a Àngels Olmedo en Girona; Francesc Ricomà, a Francesc Caballero en Tarragona; y, Xavi Palau, a Marisa Xandri en Lleida]

–Son unos cambios para reforzar la estructura del PP en las cuatro provincias justo en el ecuador de las próximas elecciones municipales. Es el momento de empezar a trabajar de manera decidida para tener los mejores candidatos de cara a 2023 y recuperar esa implantación territorial del PP. Y para ello, desde la dirección regional con la nacional han puesto la confianza para Barcelona en el alcalde de Pontons para la secretaría nacional, y en mí para la presidencia.

–¿Por qué no han sido escogidos por las bases?

–Es un proyecto de largo recorrido. En las últimas elecciones autonómicas el resultado no fue el que esperábamos y tenemos que recuperar el territorio. El congreso se hará también en el momento en que recuperemos ese territorio para que la militancia pueda opinar y diga la suya, como siempre hemos hecho. Es un proyecto consensuado entre la dirección regional y la nacional, y tiene el aval de los vecinos, de aquellas personas que han ganado en los municipios. En las últimas municipales muchos de nuestros compañeros se quedaron muy cerca de poder entrar, rozando el 5% de los votos necesario. En esta ocasión tenemos que recuperar todos esos concejales que siguen trabajando desde las presidencias de las juntas locales, sin tener el acta.

–Han escogido una gestora.

–Es la misma fórmula que se aplicó para elegir al secretario general y a los coordinadores. En esta ocasión también se ha aprobado por unanimidad en un comité ejecutivo. Hay trabajar desde ya porque el 2023 está a la vuelta de la esquina. Dos años en política municipal no es nada, hay que trabajar para volver a tener esos concejales en los plenos municipales. Y donde no teníamos, escoger a los mejores candidatos y formarlos.

¿Hasta cuándo se mantendrán las gestoras?

No tiene un timming especial, entendemos que hay que trabajar de cara a las elecciones municipales. No hay mucho margen de tiempo para dedicarnos a otra cosa, hay que optimizar los esfuerzos y recursos ante 2023.

–¿Por qué en las pasadas elecciones municipales hubo menos candidaturas que en las anteriores, en las de 2015?

–Acabo de aterrizar y no hemos tenido ese tiempo para poder hacer el análisis completo. En 2019 no nos fue bien, no sólo en Cataluña, y en algunos lugares nos quedamos muy cerca.

–¿A qué lo atribuye?

–Hay que evaluar caso a caso, municipio por municipio. Saber qué pasó, qué podemos hacer para mejorar y conectar con mayor intensidad con los vecinos. Qué ha sucedido, cuál es la mejor receta y ponernos a trabajar todos juntos de forma coordinada y aportando la experiencia que nos ha llevado al éxito en municipios como Pontons, Badalona o Castelldefels.

–¿Y los resultados de las pasadas elecciones autonómicas?

–No fue el que nos hubiese gustado, los catalanes no nos dieron la confianza. Más que volver otra vez a ver qué pasó hay que pensar en qué vamos a hacer. En ese proyecto está Alejandro Fernández y desde la provincial vamos a poner toda la carne en el asador desde el municipalismo para reforzar nuestra presencia a nivel autonómico. Es uno de los planteamientos que nos ha trasladado nuestro presidente (Fernández).

–¿Se ha podido reunir con él, con Alejandro Fernández?

–Aún no hemos podido [a finales de semana], pero esa reunión se hará en breve. Tenemos el encargo del presidente: trabajar desde los pueblos y las ciudades y trasladar el mensaje y las iniciativas al Parlament de forma coordinada.

–Ha habido algunas críticas, por ejemplo, de Josep Bou.

–No he visto las críticas de Bou. Lo que sí puedo decir es que Alejandro Fernández es un candidato extraordinario, el mejor valorado y el diputado más brillante en el Parlament de Cataluña. Tenemos candidato, tenemos proyecto y vamos a trabajar desde abajo hasta arriba para recuperar esa presencia territorial necesaria y luego en otras instituciones como el Parlament y el Congreso.

–¿Ha faltado implantación orgánica en el territorio?

–Es uno de los temas pendientes y que vamos a desarrollar. Uno de los activos es nuestra gente. Tener esos concejales municipales nos hubiera ayudado más en las autonómicas. Perderlos probablemente nos ha perjudicado y quizás es uno de los factores que ha contribuido en no conseguir el resultado que esperábamos.

–El 14-F se incorporó a Eva Parera. ¿Hasta qué punto es posible una confluencia con la marca de Valls?

–Lo que se ha demostrado es que el PP es la casa grande del centro derecha, eso se ha visto en Madrid. Nuestras puertas están abiertas a todas aquellas personas que quieran sumar si compartimos ideas y proyecto, pero dentro de nuestro paraguas. En su día ya propusimos el España Suma y el Cataluña Suma, y finalmente lo hicimos luego en nuestra candidatura. Aquellas personas que quieran venir del equipo de Parera o de cualquier otra formación que comparta nuestros planteamientos y propuestas, bienvenidas sean, pero el paraguas es el PP. Nuestras siglas son el PP.

–Para el caso de Barcelona, ¿tienen claro el candidato?

–El candidato de las últimas elecciones fue Josep Bou y Óscar Ramírez de número dos, tienen todo el apoyo de la dirección provincial. Están haciendo un gran trabajo, sosteniendo el partido con un resultado que no es el que nos hubiese gustado. Vamos a trabajar para crecer, también en Barcelona.

–Bou se ha mostrado predispuesto.

–Ahora no es el momento de hablar de candidaturas, quedan dos años. Ahora hay que acabar de desarrollar todas las propuestas con las que nos presentamos. No estamos en la fase de elegir candidatos en ningún sitio.

–¿Y Vox? En las últimas municipales obtuvieron sólo tres concejales, pero ¿teméis que os pueda ganar terreno tras el 14-F?

Los resultados de unos comicios no son extrapolables a otros. Nosotros vamos a trabajar con nuestra hoja de ruta, tenemos nuestro proyecto muy claro, todo aquel que se quiera sumar que lo haga si comparte nuestros planteamientos. Respetamos a las otras formaciones, pero estamos convencidos de que vamos a crecer de mutuo propio, tenemos el proyecto más sólido, se ve un cambio a nivel nacional y la marca y el partido están hacia arriba.