El nieto de Elvis Presley se une al “Club de los 27″ tras suicidarse

Era hijo de Lisa Marie y fue encontrado con una herida mortal de bala

Benjamin Keough y Elvis Presley
Benjamin Keough y Elvis PresleyLa RazónLa Razón

Algunas desgracias traen incorporado el coro de irracionalidades. Como la que acompaña a la muerte del nieto de Elvis Presley, el muy atractivo y discreto Benjamin Keough, nieto del rey del rock and roll y la bellísima Priscilla Presley, e hijo de Lisa Marie. Tenía 27 años. Falleció en Calabasas, California. Cuentan que era músico, aunque no consta que cambiase el curso del arte. Pero ya hay quien escribe y recuerda el fatídico Club de los 27. Recuerden: ese selecto grupo de rockeros y asociados que murieron con 27, caso de Janis Joplin, Jimi Hendrix, Jim Morrison, Kurt Cobain, Amy Winehouse… En realidad, no existe ningún tipo de evidencia científica que demuestre que esa edad es particularmente peligrosa para los oficiantes del gremio musical, aunque sí un «paper» científico que hace años volcó los conocimientos que tenemos respecto a tan paranormal asunto. Sí sabemos que los jóvenes son más proclives a morir víctimas de la botella o la sobredosis que los bebés y los octogenarios, con independencia del gremio al que pertenezcan y de si escriben canciones, limpian piscinas, pilotan aeroplanos o construyen chalets adosados. En el caso de Benjamin Keough, parece que se habría quitado la vida por su propia mano.

El suicidio, cómo no, ya alimenta toda la mitología doliente y dolida que acompaña a la familia desde que el hombre de la voz del millón de dólares, el ídolo felino que rompió la cintura del mundo a mediados de los cincuenta, falleció en el baño de su mansión en Graceland, durante agosto de 1977, víctima de un infarto mientras leía un libro sobre extraterrestres. En los medios circula el comunicado de su madre, ex esposa de Michael Jackson, cuyo abogado, Roger Widynowski, ha comentado que está «completamente desconsolada, inconsolable y devastada. Pero tratando de mantenerse fuerte para sus gemelos de 11 años y su hija mayor, Riley». El padre del chico era el músico Danny Keough, y su hermana, Riley, una conocida actriz de películas de género. Todo lo demás, de momento, son puras y crudas especulaciones. Juegos morbosos a cuenta de una desgracia y psicofonías periodísticas mientras la saga de los Presley revive la tragedia de enterrar a uno de los suyos muerto demasiado pronto, demasiado joven. Apuesto y muy parecido a su abuelo Elvis, Benjamin Keough fue encontrado con una herida de bala mortal.