Adrián Otaegui alcanza los dobles dígitos y lidera en Escocia

Nadie ha podido con el juego del ''Pirata'' Adrián Otaegui. El español se ponía el mono de exhibición y se dedicó a repartir birdies por el campo como el que sale a comprar el pan, el periódico o simplemente a dar una vuelta, con total naturalidad, sin esfuerzo, casi sin darse cuenta

No fue uno, ni fueron dos, ni tres, sino 10, sí, como 10 soles, los birdies que anotaba Adrián Otaegui a su paso entre los hoyos 1 y 18 del Fairmont St. Andrews. Una exhibición en toda regla para liderar el Open de Escocia y meterle ya tres a sus más inmediatos perseguidores.

Y es que no se puede poner el español ni un solo pero a su rendimiento en una jornada muy cómoda para él, en la que supo acomodarse mejor que nadie al frío escocés para templar su juego y calentar sus muñecas. Todo ello para acumular tres sobre Matt Wallace y Bryce Easton (65), cuatro sobre un grupo compuesto por Padraig Harrington, Chris Paisley, Aaron Rai y Garrick Porteous.

Lo dicho, Otaegui estuvo portentoso, especialmente en los greenes, en los que siempre tuvo opción de sumar a la estadística, de poner el número en rojo y quitarle al campo un golpe, como demuestra este magnífico putt para birdie en el 17.

Comienzo también positivo para Gonzalo Fernández Castaño merced a un buen 67 que le mete entre los 6 mejores y empatados, pero no así para Alejandro Cañizares, desdibujado y sin encontrar su juego ni a sí mismo sobre el campo. Un mal día en la oficina para él con 79 golpes, que le sirven para decir adiós al torneo y simplemente salir a la segunda ronda a quitarse el mal sabor de boca como pueda.