La insólita historia que libró de una sanción a la atleta Salwa Eid Naser

La bahreiní, campeona del mundo de 400 metros, no fue localizada por el agente de antidopaje

Salwa Eid Naser
Salwa Eid NaserDavid J. PhillipAP

La bahreiní de origen nigeriano Salwa Eid Naser, campeona mundial de 400 metros, ha protagonizado una rocambolesca historia que le ha permitido librarse de una sanción por dopaje después de ‘eludir’ tres controles.

La joven atleta de 22 años, que impresionó en el Mundial de Doha con la tercera marca de la historia (48:14), recibió el 5 de junio una suspensión temporal por parte de la Unidad de Integridad del Atletismo (AIU). El motivo era que Naser se había ausentado de tres controles antidopaje sorpresa en menos de un año, lo que equivale a un positivo según la normativa de la IAAF y la AMA.

Sin embargo la Unidad para la Integridad del Atletismo (AIU) publicó el pasado día 14 un documento de 15 páginas en el que exoneraba a la atleta de estos cargos por un problema a la hora de hallar su domicilio para someterla a uno de esos test antidopaje que presuntamente se saltó.

En el informe se especifica que la atleta tenia tres controles el 12 de marzo de 2019, el 12 de abril de ese mismo año y en enero de 2020 pero no se presentó a ninguno de ellos.

Sin embargo, Naser se libra sorprendentemente de la sanción porque el intento de control sorpresa del 12 de abril ha sido borrado por el Tribunal Disciplinario de World Athletics (la anterior IAAF, la Federación Internacional de Atletismo) debido a un curioso error.

Naser -suspendida provisionalmente por saltarse tres controles de dopaje en 2019 antes de los Mundiales de Doha y posteriormente un cuarto en 2020-, podrá seguir compitiendo después de que el agente antidopaje encargado de hacer la prueba llamara a la puerta de otro domicilio distinto al piso en el que se encontraba la atleta.