Actualidad

Las empresas de telecomunicaciones ingresan 20 veces menos por SMS entre abonados

El servicio ha quedado obsoleto en detrimento de la conexión a Internet, que permite mensajería instantánea sin necesidad de pagar por cada texto enviado

Emojis en un teléfono móvil
Emojis en un teléfono móvil FOTO: MARCOS PAULO PRADO / UNSPLASH MARCOS PAULO PRADO / UNSPLASH

¿Alguien se acuerda del SMS? A día de hoy, con los avances tecnológicos que han permitido la invención de los smartphones y la posibilidad de integrar Internet en el móvil, se han inventado aplicaciones de mensajería instantánea que parecen imprescindibles en el día a día. Antes, sin embargo, eso no existía, pero hubo un precursor claro: el SMS. Hoy en día es un servicio obsoleto y los datos así lo reflejan: los ingresos de las empresas de telecomunicaciones han sido de 12,91 millones de euros al trimestre, 20 veces menos que hace 15 años.

Para el año 2007 los datos (y los tiempos) eran otros. Por aquel entonces, en el tercer trimestre las telecos ingresaron 266,51 millones de euros, de los cuales 248,5 procedieron del ámbito nacional y 15,05, del internacional. De los 12,91 millones registrados en la actualidad, 11,20 proceden de territorio nacional, y 1,71, del foráneo.

El pico máximo de ingresos se produjo el cuarto trimestre de 2007, momento en el que se alcanzaron 286,62 millones de euros. Desde ahí, la cifra comenzó a disminuir a partir de 2012, cuando se pasó de 143,45 millones de euros en el primer trimestre a 52,46 en el mismo periodo dos años después.

El intercambio de mensajes entre particulares pasó de más de 2.000 millones en el tercer trimestre de 2005 a apenas 200 millones en el mismo periodo de 2020.

Si a algo se puede aferrar este servicio es al mensaje A2P, que es el empleado por las empresas y la Administración Pública para comunicarse con sus clientes. En el primer trimestre de 2017 se registró una facturación de 14,51 millones de euros en mensajes de este tipo, cantidad que aumentó a 25,19 en el tercer trimestre de 2020. En este período se mandaron más de 1.000 millones de estos mensajes. Este tipo de textos ha crecido un 73% en poco más de tres años.