Cómo ahorrar hasta 300 euros al año en la nueva factura de la luz

El nuevo modelo entrará en vigor el 1 de junio. Evitar el consumo simultáneo de electrodomésticos y reducir el gasto en las horas punta son algunas claves. Planchar en las horas más baratas puede suponen hasta 38 euros de ahorro al año

Un hombre toca una llave de la luz en Madrid (España)
Un hombre toca una llave de la luz en Madrid (España)Jesús Hellín Europa Press

La nueva factura eléctrica, que entrará en vigor el próximo 1 de junio, abaratará como mínimo en torno a un 3,4% el recibo de los 19 millones de consumidores domésticos acogidos a la tarifa regulada (PVPC) sin discriminación horaria, según las estimaciones de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Sin embargo, en el caso de los consumidores que ya estaban acogidos a peajes con diferenciación horaria -unos 10 millones- el nuevo esquema hará que la factura de peajes y cargos aumente unos 2 euros al mes.

Este abaratamiento en el recibo de la luz para estos consumidores será producto de la reducción de un 68% en el componente regulado de la factura (los peajes -el coste de las redes de transporte y distribución- y los cargos -los costes asociados al fomento de las renovables, a las extrapeninsulares y las anualidades del déficit de tarifa-), que representan entre el 50-55% de la factura final.

LA RAZÓN recoge la principales claves para maximizar el ahorro con la entrada en vigor de este cambio la próxima semana.

Nuevos tramos horarios

Fuentes de la CNMC indicaron que el objetivo de los nuevos peajes y cargos es incentivar un consumo eficiente de electricidad y que el usuario tenga un papel relevante en la descarbonización, consiguiendo así que el importe de la factura dependa “más de cuándo que de cuánto se consume” y que se ahorre trasladando su consumo hacia las horas de valle, frente a las punta. Estos son los tramos horarios según la luz sea más barata o más cara.

-El periodo punta, en el que el coste de peajes y cargos será más alto, estará comprendido entre las 10 y las 14 horas y las 18 y 22 horas.

-El tramo llano, con un coste intermedio, se situará entre las 8 y las 10 horas, las 14 y las 18 horas y entre las 22 y 24 horas.

-La tarifa valle, la más barata, entre medianoche y las 8 de la mañana y todas las horas de fines de semana y festivos.

Nuevos tramos horarios. Fuente: CNMC FOTO: La Razón

¿Cómo ahorrar? Ajustando a la potencia contratada

La nueva factura de la luz también permite contratar dos potencias diferentes: una para los periodos punta y llano y otra para el valle, para ajustarlas a sus necesidades. Para facilitar la adaptación, se permiten dos cambios de potencia gratuitos hasta el 31 de mayo de 2022 que se solicitan a través del comercializador. La CNMC sugiere descargar la curva de carga y analizar cuál es la demanda máxima en los periodos de punta y valle. Los clientes pueden obtener su curva de carga horaria en la web del distribuidor. Del análisis anterior cabría plantearse la oportunidad de revisar la potencia contratada para los periodos de punta y de valle.

Un ejemplo que expone la CNMC es el de un cliente que tenga contratada una potencia de 3,95 kW. Tras analizar su curva, se da cuenta de que la energía máxima demandada en el periodo de punta es de 3,50 kW y que la energía máxima demandada en el periodo de valle es 2,3 kW. Si ajusta la potencia contratada a estos datos, obtiene un ahorro de 16,15 euros al año.

Evitando periodos punta

La CNMC aconseja a los consumidores que intenten desplazar el consumo a periodos fuera de la punta. El precio por la potencia contratada en periodo de valle es un 95% inferior al del periodo de punta. Mientras que el precio del término de energía en el periodo de llano es un 69% inferior y en el de valle un 95% inferior al precio de la energía en punta.

Otras de sus recomendaciones son informarse bien sobre el consumo de cada electrodomésticos y evitar simultanear consumos, es decir, intentar no encender varios aparatos a la vez (por ejemplo, lavadora y cocina o plancha), lo que le permitirá reducir la potencia contratada. “Evitar el encendido de todos los aparatos a la vez puede inducir un ahorro de entre 200 y 300 euros anuales, en el escenario de equipamiento con potencia promedio”, explica la CNMC.

En este sentido señala que la plancha es uno de los aparatos de mayor consumo y más fácilmente desplazable. El simple cambio de trasladar el planchado fuera del periodo punta a llano puede disminuir en 38 euros al año su coste.

Consejos para propietarios de un coche eléctrico

El mejor consejo es cargar el vehículo eléctrico en horario nocturno, coincidiendo con las horas valle. El ahorro entre cargar el vehículo eléctrico a cualquier hora del día o por la noche supera los 300 euros al año. Además, siempre puede acudir a un punto de recarga de acceso público si tiene una emergencia y necesita recargar su vehículo en horario diurno.

Trucos para el día a día

-Ajustar la temperatura del frigorífico a 5º C y la del congelador a -18º C.

-Utilizar los programas ECO del lavavajillas.

-Aprovechar la inercia térmica: utilice el calor residual de la cocina o del horno antes de terminar la cocción.

-Reducir el gasto en calefacción: recuerde que los aparatos que utilizan resistencias son más ineficientes y caros.

-Instalar iluminación LED o bombillas de bajo consumo.

-Vigilar el stand-by. Se trata de apagar los equipos eléctricos que quedan suspendidos (como la tele o el ordenador) y desenchufar el cargador del móvil cuando no esté cargando el teléfono.

-Aprovechar las horas de luz para reducir el coste de la iluminación y del la calefacción en invierno.

-Apagar las luces cuando no las esté usando.

-En la medida de lo posible, intentar comprar electrodomésticos eficientes.

-Regular el termostato de la calefacción y/o el aire acondicionado, idealmente, 25ºC en verano y 20ºC en invierno.

-Reducir la temperatura al lavar la ropa.