La Seguridad Social quiere subir las cuotas a los autónomos: entre 184 y 1.267 euros y por ingresos reales

Escrivá presenta a las asociaciones el nuevo sistema de cotización. ATA denuncia que el Gobierno quiere “esquilmar” a los autónomos

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá
El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá FOTO: EUROPA PRESS/A.Ortega.POOL Europa Press

Los autónomos ya tienen una propuesta en firme de la Seguridad Social sobre el nuevo sistema de cotización por ingresos reales, que el Ministerio pretende que se aplique progresivamente a partir del próximo año. Ha tardado en llegar, pero las asociaciones de autónomos ya tienen a qué atenerse. El sistema divide a los autónomos en 13 tramos según sus rendimientos, con baremos que van desde los que que ganen menos de 600 euros al mes hasta los que lo hacen por encima de lo 4.050 euros, a los que se imponen unas cuotas según sus ingresos, que van desde una aportación mínima de unos 184 euros mensuales para los de menos ingresos hasta casi 1.267 euros al mes.

El Gobierno quiere poner en práctica una nueva recomendación del Pacto de Toledo, que habilita el desarrollo de un nuevo sistema de cuotas que debe implantarse de forma progresiva hasta 2031. Por esta progresividad, el próximo año los autónomos que ganan menos de 600 euros deberían pagar 13 euros menos que en la actualidad -de 294 a 281,52 euros-. Sin embargo, los que tienen mayores ingresos verían aumentar su cuota ostensiblemente. Una vez completado el proceso de asimilación durante los próximos nueve años, la cuota mínima se tendría que haber reducido a 183,6 euros al mes, mientras que la máxima llegaría a los 1.266,6 euros.

La propuesta no ha caído igual en todas las asociaciones. Desde ATA han mostrado su perplejidad por lo presentado. «Cotizar por ingresos reales no es cotizar por rendimientos netos. La capacidad económica que fija nuestra Constitución no es lo facturado menos los fastos sujetos a deducción fiscal. Esto no es progresista. Esto es esquilmar a los autónomos. Cotizar por ingresos reales no es que un autónomo con pérdidas en su actividad en 2023 tenga que cotizar como si tuviera ingresos de 10.800 euros», criticó su presidente, Lorenzo Amor.

También cargó contra el Gobierno porque quiere que “un autónomo que facture 2.300 euros al mes y no tenga gastos pague en 2031 el doble de cotización que ahora”. Y ha puesto un ejemplo práctico. “Que un periodista autónomo que facture 3.000 euros pague a el triple dentro de tres años es una locura, No tienen ni idea de lo que es ser autónomo”.

Todo lo contrario que Eduardo Abad, presidente de UPTA, que defendió que «la música nos suena bien», y que «el objetivo está conseguido», ya que la posición de Seguridad Social está «alineada con lo que venimos reivindicando». Al menos el equipo ministerial ha decidido mantener una tarifa plana reducida de 70 euros los dos primeros años, aunque no será para los autónomos que se den de alta, sino solo para los que demuestren ingresos mínimos.

Desde Uatae también han valorado “el inicio de la negociación y el tono constructivo de la reunión celebrada”, y han pedido que el nuevo sistema de cotización de autónomos “llegue lo antes posibles a quienes menos ingresos tienen”. Durante el encuentro, esta asociación ha trasladado la necesidad de acortar los plazos fijados del régimen transitorio

Con esta nueva propuesta, y según las cuentas previas realizadas por ATA, algunos autónomos deberán trabajar para el Estado casi la mitad del año y deberán entregar casi la mitad de los ingresos para cumplir con las obligaciones impuestas por el Estado. Ese es el futuro que les espera a los autónomos si el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, sigue adelante con su reforma del Régimen Especial del Trabajo Autónomo (RETA) para que se cotice por ingresos reales a través de este nuevo sistema de tramos, “absolutamente confiscatorio”, denuncian desde ATA.