Moncloa cree que “hay tiempo físico” para una investidura en Reyes

El Gobierno espera el informe de la Abogacía del Estado “cuanto antes” para el lunes 30 y “no renuncia a nada" en cuestión de plazos

Thumbnail

Último Consejo de Ministros del año y como desde hace ocho meses, el Gobierno sigue pendiente de una investidura que no llega. No obstante, sin perder la esperanza y sin “renunciar a nada” en cuestión de plazos y casuísticas, la portavoz del Gobierno en funciones, Isabel Celaá, se ha mostrado hoy confiada en que existe “tiempo físico” para una investidura el día de Reyes. En Moncloa respetan “los tiempos de la Abogacía General del Estado", que debe emitir un informe favorable a las tesis de los independentistas sobre la inmunidad de Oriol Junqueras para que ERC desbloquee el pacto con el PSOE. “Esperemos que lo podamos tener cuanto antes”, ha señalado Celaá para posteriormente y en varias ocasiones dar por hecho que estará listo el próximo lunes 30 de diciembre. Aunque no ha querido poner fecha, sí ha dejado claro que un escrito a principios de la próxima semana “daría margen para atender una investidura lo antes posible”.

Celaá ha confirmado que “las negociaciones -con ERC- siguen en curso porque no se han roto” en ningún momento y ha querido dejar claro que no se debe confundir la “justicia con el interés particular”. En este sentido, la portavoz ha defendido que la Abogacía ya defendió en junio que Junqueras debía salir de prisión para asumir la condición de eurodiputado, pero manteniendo la salvaguarda de que, por independiente del pronunciamiento de los servicios jurídicos del Estado, quien tiene la última palabra sobre este asunto es el Tribunal Supremo. “Las alegaciones no determinan la decisión del Supremo”, ha puntualizado.

PP y Cs, “antisistema”

Celaá ha vuelto a reiterar que el Ejecutivo no tiene un “plan B” que pase por los partidos de derecha, asegurando que “se trabaja genuinamente por un gobierno que permita encauzar las diferencias y por un gobierno progresista”. En contraposición, la portavoz ha cargado duramente contra aquellos partidos que, sin existir una alternativa viable, se mantienen en el “bloqueo por el bloqueo y la obstrucción”. Una actitud que ha considerado “más propia de fuerzas antisistema que de partidos con vocación institucional”. Una alusión velada a Ciudadanos y Partido Popular, cuyos ataques “sin novedad” asimila a una “nube de polvo para cubrir que sigue bloqueando la formación de Gobierno”.