Daesh se jacta de la muerte de 13 soldados franceses en accidente aéreo

Publica las fotografías de algunos de los militares en la portada de su semanario

Publicación de la imagen de los trece militares muertos
Publicación de la imagen de los trece militares muertosLa Razón

Daesh se jacta, en su publicación oficial Al Naba número 210, de la muerte, hace unos días, de 13 soldados franceses de la fuerza Barkhane en Mali, en una colisión accidental de dos helicópteros durante una operación de combate contra yihadistas.

Los terroristas presentan la acción como un triunfo propio fruto de las operaciones de hostigamiento contra las fuerzas militares locales y extranjeras que operan en la zona.

El accidente ocurrió el pasado lunes por la noche cuando se llevaba a cabo una acción dentro de la operación “Barkhane”, que moviliza a 4.500 soldados en el Sahel. El suceso se produjo al chocar un helicóptero ‘Tigre’ y un ‘Cougar’.

Los terroristas, que ahora dirige el “Califa” Ibrahim Hashimi, presentan lo ocurrido como un ataque propio y no como una operación contra ellos, dentro de la “guerra psicológica” que desarrollan para tratar de amedrentar a sus enemigos.

“Nuestros soldados los emboscaron. Un vehículo de un convoy militar les estalló. El helicóptero fue apuntado. Se les acusa de desembarcar a sus soldados. Obligamos a retroceder a la nave, haciendo que se estrellara. Todos murieron; además matamos a cuatro miembros del ejército nigeriano apóstata. Y nos incautamos de mecanismos y armas... los dos aviones militares franceses se estrellaron...Es una operación exitosa gracias a Dios Todopoderoso, como continuidad de los ataques contra el ejército francés cruzado”, afirman.

“Uno de los helicópteros aterrizó y los soldados sufrieron una emboscada. Los soldados del “califato” les obligaron a retirarse, mientras otro helicóptero cubría la operación. Al final, chocaron los dos”-

Los nuevos cabecillas del Estado Islámico buscan a la desesperada alguna acción espectacular contra occidente que confiera una gran autoridad” a su nuevo “califa “ Hashimi. Y han aprovechado el accidente de los dos helicópteros franceses para presentarlo como una victoria propia.

El accidente militar galo es la peor tragedia vivida por las Fuerzas Armadas francesas desde el atentado suicida que sufrió su contingente en Líbano, el 23 de octubre de 1983. En ese ataque murieron 58 paracaidistas. Ese mismo día, otro atentado, contra el cuartel estadounidense, mató a 242 soldados. Ambas acciones fuero Publica las fotografias de algunos de los militares en la portada de su semanario

n reivindicadas por la Organización de la Yihad Islámica, una baanda terrorista que operaba entonces.