MENÚ
viernes 23 agosto 2019
11:20
Actualizado

Trump tiene un nuevo hombre fuerte para taponar la frontera con México

Thomas Homan, con fama de duro, incrementó notablemente el número de detenciones de inmigrantes, luego deportados por residir ilegalmente en el país o por haber cometido algún crimen

  • Thomas Homan dirigió Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE)
    Thomas Homan dirigió Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE)

Tiempo de lectura 2 min.

14 de junio de 2019. 19:16h

Comentada
Julio Valdeón 14/6/2019

Donald Trump tiene a un nuevo hombre fuerte para la frontera. Un zar, por usar el léxico ampuloso que gastan ciertos cronistas en Washington. Se trata del siempre polémico Thomas Homan , al que en su día las asociaciones de defensa de los derechos civiles y de los inmigrantes acusaron de agitar discursos contrarios a la Constitución.

No en vano se trata del hombre que llegó a sugerir la necesidad de encarcelar a los responsables políticos locales que mantienen las llamadas ciudades santuario, como Nueva York o Chicago, y donde las autoridades acostumbran a no preguntar a nadie por sus papeles de residencia mientras no sean presuntos autores de un delito.

El presidente anunció su nominación ante las cámaras de la cadena Fox. Postulará a Homan, que en 2017 fue director interino del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), dependiente del Departamento de Seguridad Nacional. Se trata de un hombre perfectamente alineado con las tesis de la Casa Blanca en materia de inmigración.

Partidario de la mano dura, las detenciones e internamientos, la separación de los menores de sus progenitores y las devoluciones a México, que generalmente es solo un territorio de paso, en tanto las autoridades judiciales no resuelvan los expedientes de solicitud de asilo, que suelen demorarse durante meses.

“Estará muy involucrado en la frontera”, ha comentado Trump, para a continuación vanagloriarse de todo lo que supuestamente ha conseguido en relación a la frontera. Habló de México, claro: “Yo logré en pocos días lo que otros no lograron en años”.

Homan, 57 años, veterano de la administración Trump, había dejado su puesto cuando no llevaba ni dos meses al frente de la ICE. Su currículum refleja, en efecto, que no dudará en aumentar el número de detenidos, que en la actualidad supera los 19.000, la cifra más alta de la historia reciente.

En un gobierno con muchas sillas vacías, donde decenas de altos cargos han dimitido y otros nunca llegaron a nombrarse, la llegada de Homan permite disponer de un rostro reconocible en una de las cuestiones esenciales para la supervivencia del discurso político de un presidente desdoblado en candidato a la reelección en 2020.

Unos mensajes que durante años sonaron hiperbólicos y que en 2018 han comenzando a alinearse con la realidad: la frontera sur padece un auge del número indocumentados apresados del lado estadounidense, 132.000 en mayo, 144.278 en todo el país, un incremento del 32% respecto a abril y un récord para los últimos 7 años. Acuciado para que reaccione, sometido a la amenaza de los aranceles, México refuerza la frontera con Guatemala mientras el presidente Trump alaba la disposición del país vecino.

Últimas noticias