MENÚ
jueves 18 abril 2019
18:40
Actualizado

La congresista musulmana Ilhan Omar defiende su patriotismo frente a los ataques de Trump

  • La congresista musulmana Ilhan Omar defiende su patriotismo frente a los ataques de Trump
true

Tiempo de lectura 2 min.

15 de abril de 2019. 03:39h

Comentada
Julio Valdeón,  Nueva York.  15/4/2019

ETIQUETAS

"Nunca olvidaremos". El mensaje, que ondea en lo más alto de la cuenta oficial de Twitter de Donald Trump se acompaña con un vídeo

apocalíptico. Alterna las declaraciones de la congresista Ilhan Omar, que el mes pasado y en una reunión del Council on American–Islamic Relations (CAIR) explicó que el 11 de septiembre de 2011 "unas personas hicieron algo" con vídeos del ataque terrorista que costó la vida a 3.000 personas . Su discurso, que trataba sobre la islamofobia y estaba enmarcado en un comentario

sobre el reciente ataque terrorista en una mezquita de Christchurch (Nueva Zelanda), donde 50 personas musulmanes fueron asesinados por un neonazi. Pero, al mismo tiempo, las palabras de la congresista, ella misma de religión musulmana, cojeaban de la tradicional incapacidad de cierto progresismo estadounidense para encarar la relación entre los asesinos y su cosmovisión. Algo que, curiosamente, no olvidan cuando se trata de caracterizar las motivaciones del psicópata neozelandés.

El problema es que, tanto el presidente

Trump, que entre otras cosas no dudó en usar torticeramente el 11-S para machacar a Jeb Bush en las primarias, como el "New York Post", que colecciona un rico historial de teorías conspirativas, han salido a machacar a la congresista de origen somalí. "La congresista Ilhan Omar: alguien hizo algo en 11-S", reza la portada del tabloide, que justo debajo, y adornado con una fotografía de las Torres Gemelas devoradas por el fuego, sentencia: "Aquí tienes tu algo. 2977 personas asesinadas por los terroristas".

En la revista "New Yorker", el columnista Zak Cheney-Rice escribió que "una interpretación tan poco generosa de sus comentarios solo es posible si uno se inclina a creer que Omar simpatiza más con los terroristas que sus compatriotas asesinados". Sus palabras se incardinan en

un discurso de denuncia de la islamofobia y opina que han sido usadas para tacharla de poco menos que traidora a la patria. Sus "oponentes políticos descontextualicen para avivar las llamas" al tiempo que olvidan que la congresista ha recibido "amenazas de muerte por su fe, incluidas las de un hombre de Nueva York que la ha amenazado con

meterle una bala en el cráneo".

"Durante demasiado tiempo", había dicho Omar en

el discurso ya maldito, "hemos vivido con la incomodidad de ser ciudadanos de segunda clase y, francamente, estoy cansada, y todos los musulmanes de este país deberían de estarlo. El CAIR se fundó después del 11 de septiembre [en realidad se fundó en 1994] porque algunas personas hicieron algo y todos nosotros empezamos a perder el acceso a nuestras libertades civiles".

Últimas noticias