MENÚ
miércoles 21 noviembre 2018
12:26
Actualizado
  • 1

Barcelona sufre el cuarto agosto más caluroso de los últimos 100 años

La temperatura del mar Mediterráneo registra entre 3º y 4º por encima de lo habitual

  • El fotógrafo de AP tomó fotografías de Barcelona durante la ola de calor de la primera semana de agosto, como la de estos tres chavales haciendo volteretas en la playa
    El fotógrafo de AP tomó fotografías de Barcelona durante la ola de calor de la primera semana de agosto, como la de estos tres chavales haciendo volteretas en la playa
Barcelona.

Tiempo de lectura 2 min.

04 de septiembre de 2018. 08:36h

Comentada
Montse Espanyol.  Barcelona. 4/9/2018

El fotógrafo de Associated Press, Emilio Morenatti, tomó esta instantánea el pasado 2 de agosto en Barcelona, durante el episodio más importante de calor que ha sufrido la ciudad este verano. Los tres chicos se bañan en calzoncillos. Juegan a hacer volteretas antes de saltar al mar desde un muelle. Detrás suyo la plata está abarrotada. Son juegos que no pasan de moda. Como no tienen trampolín han de saltar con fuerza par dar la voltereta entera en el aire antes de caer al agua. Tiene mérito porque hace un «calor abrasador» que invita a ciudadanos y turistas a moverse a cámara lenta. Lo dice el Observatorio Fabra que dos días después de que Morenatti tomara esta fotografía, registró la temperatura más alta del verano en Barcelona, 37,2 grados el 4 de agosto.

Según el informe que el observatorio metereológico elabora cada mes, Barcelona ha sufrido el cuarto mes de agosto más cálido desde 1914, con una temperatura media de 25,8 grados centígrados. Sólo es superado por el agosto de 2003 (28,5º); el de 2009 (26,3º) y el de 2012 (26º). Los días más insoportables, hablando de temperatura, fueron de los últimos días de julio hasta el 8 de agosto,. La culpa fue de un aire cálido procedente del desierto del Sáhara y de un anticiclón que se dieron cita sobre la Península. El resultado fue dos jornadas consecutivas en Barcelona (4 y 5 de agosto) a 37 grados, un hecho poco habitual, según los metereólogos, que sólo se ha dado en nueve ocasiones en los últimos cien años. Aunque lo que más les llama la atención a los científicos es la elevada temperatura mínima de 21,5 grados la segunda más alta de los últimos cien años.

El 4 y 5 de agosto por la noche, la temperatura máxima fregó los 30 grados en Barcelona y zonas de l'Empordà. En 14 de los 143 observatorios de la Red de Estaciones Metereológicas Automóticas del Servicio Metereológico de Cataluña con más de diez años de recuento lograron su máxima histórica. Todas las estaciones estaban en el litoral y prelitorial. en referencia al periodo 1961-1990, la temperatura media mensual aumenta 3º.

Pese a que los chavales como el montón de personas que hay detrás suyo buscan refrescarse en la playa, la temperatura del mar este mes de agosto ha estado entre 3º y 4º por encima de la media correspondiente a esta época.

Últimas noticias