Así son las nuevas casas de los madrileños

El «boom» en la demanda registrado durante el primer confinamiento no se ha atenuado. Se buscan pisos con un precio mínimo de 250.000 euros, con cuarto de trabajo y terraza o jardín

Porche de una de las viviendas de la promoción Merian Gardens en Torrejón de Ardoz
Porche de una de las viviendas de la promoción Merian Gardens en Torrejón de Ardoz FOTO: AEDAS

Año nuevo, vida nueva... ¿casa nueva? Al menos uno de cada cuatro madrileños está deseando cambiar de hogar. Un impulso que se acentuó en 2020, a raíz del confinamiento, y que dos años después, con el teletrabajo como herramienta recurrente, no se ha atenuado. Hay una respuesta habitual en todos aquellos dispuestos a emprender la siempre laboriosa mudanza: «Mi casa se ha quedado pequeña». En esencia, buscan tres factores: tener cerca el transporte público, una zona tranquila alejada de núcleos urbanos intensos e, importante también, contar con terraza o jardín. A su vez, hay tres cosas a las que jamás renunciarían: que sea una buena zona, tener un salón grande y disfrutar de habitaciones espaciosas. Y, por contra, hay tres aspectos «sacrificables» por conseguir la casa soñada: la domótica, las zonas infantiles o las instalaciones deportivas, como piscinas y gimnasios.

La radiografía anteriormente expuesta responde al estudio elaborado por Aedas Homes, promotora inmobiliaria que cuenta con alrededor de 3.300 viviendas en distintas fases en la Comunidad de Madrid. «La pandemia ha provocado que la gente aprecie de un mayor modo su vivienda. Todos hemos desarrollado una mayor vinculación con nuestro hogar: un cuarto específico para el teletrabajo, una terraza, un jardín..», explica a LA RAZÓN Pablo Alonso, Director Territorial de Aedas Homes en Centro. Así, el mercado dio un impulso entre junio y mayo de 2020 y, aún hoy, «sigue muy activo». Y, en líneas generales, los madrileños que buscan nuevo hogar «sacrifican lo que es la ubicación por contar con más metros de vivienda».

Si hay que dibujar un perfil del comprador, se trataría de una familia cuyos cabezas estarían entre los 40 y los 45 años, que buscan una vivienda de unos tres dormitorios, y con un rango de precios que oscilan entre los 250.000 y los 300.000 euros –los más bajos– y los 800.000 euros –el más alto–. Precios, por otro lado, que han subido debido al aumento de los costes de producción y al incremento de energías y materias primas, entre otros factores. Concretamente, alrededor de un 7%. En ese sentido, desde Aedas apuntan a que no cabe ser «optimista» con respecto a un descenso en los próximos meses.

«Ahora estamos ante una demanda más concienciada y solvente, con seguridad suficiente como para afrontar una vivienda nueva», señala Alonso. Así, siete de cada diez madrileños considera que el alquiler es solamente una opción temporal, mientras que las hipotecas o las desgravaciones son las medidas que más se tienen en cuenta a la hora de emprender la compra.

Piscina de la promoción Etheria Gardens,  en el barrio de El Cañaveral.
Piscina de la promoción Etheria Gardens, en el barrio de El Cañaveral. FOTO: AEDAS

Lo más buscado

¿Ejemplos concretos? Pablo Alonso señala algunas de las promociones que están gozando de mejor acogida. Una de las obras nuevas de precio más económico es la de la urbanización Arana, en Villanueva del Pardillo. Un total de 107 viviendas con terrazas de dos, tres y cuatro dormitorios, bajos con jardín, áticos dúplex y amplias zonas comunes ajardinadas con piscina, pádel, local comunitario, gimnasio y zona infantil. En este caso, se pueden encontrar inmuebles desde 325.000 euros, con una superficie de 88 metros cuadrados, dos dormitorios y dos cuartos de baño.

Despacho de las futuras viviendas de la promoción Lángara Valley en Torrejón de Ardoz
Despacho de las futuras viviendas de la promoción Lángara Valley en Torrejón de Ardoz FOTO: AEDAS

En esta línea, hay que mencionar también la zona Este de Madrid, El Cañaveral, en el distrito de Vicálvaro. Se trata de una de las áreas de mayor desarrollo urbanístico de la capital en los últimos años. Aquí, en concreto, puede encontrarse la promoción Monier: un conjunto residencial formado por 80 viviendas, áticos y bajos con jardín, y con entre dos y cuatro dormitorios. Situada a 20 minutos en coche del centro de Madrid, la urbanización incluye piscina, gimnasio, garaje, trastero y parking para bicicletas. En este caso, se pueden encontrar viviendas de tres habitaciones, dos baños y una extensión superior a los 100 metros cuadrados por un precio de unos 317.000 euros. O, mejor dicho, «podían» encontrarse, porque la promoción ya ha sido vendida.

También en El Cañaveral se encuentra la urbanización Lambot, de 39 viviendas, con plaza de garaje y trastero incluidos. En este caso, los precios mínimos son de 269.500 euros, con unas prestaciones similares a las de la anterior promoción.

Otra de las opciones asequibles se encuentra en Torrejón de Ardoz. Concretamente, en la urbanización Lángara Valley: 31 viviendas de 1, 2 y 3 dormitorios situadas en el sector de Los Fresnos del municipio. El coste mínimo es de 208.000 euros por una vivienda de unos 70 metros cuadrados.

Dormitorio secundario de las viviendas de la promoción Qian s en Majadahonda
Dormitorio secundario de las viviendas de la promoción Qian s en Majadahonda FOTO: AEDAS

Apuntar más alto

Mientras, las viviendas de precios más alto y que ahora mismo cuentan con más demanda por parte de los madrileños se encuentran en el noroeste de la capital. Pablo Alonso señala tres localidades: Boadilla del Monte, Majadahonda y Pozuelo de Alarcón.

Una de las urbanizaciones más codiciadas es Qian, en Majadahonda. Sobre una parcela de más de 30.000 metros cuadrados se levantan estas viviendas unifamiliares de diseño, de entre dos y cinco dormitorios, con piscina y terraza incluidas. Zona spa con sauna y jacuzzi, sala polivalente, circuito perimetral para correr, montar en bici o patinar, dos canchas de pádel, pista multideportiva, zonas ajardinadas... El precio mínimo sería a partir de 530.000 euros, para un hogar de casi cien metros cuadrados, con dos baños y dos dormitorios.

Dentro de esta gama media-alta, una de las promociones que más llama la atención es Sanabria II, en Villanueva del Pardillo, con chalets a un precio mínimo de 595.000 euros y una extensión superior a los 230 metros cuadrados. Se trata de un total de 21 viviendas pareadas con jardín, piscina privada y zona infantil y espacios para compartir.

También quedan viviendas disponibles en Etheria, uno de los proyectos que se han llevado a cabo en El Cañaveral. Se trata de una promoción de 43 casas unifamiliares con jardines privados, zonas comunes (piscina y área ajardinada) y parking subterráneo. Las viviendas cuentan con planta baja con cocina, salón, dormitorio y baño, planta primera con tres dormitorios y sótano con cuarto de instalaciones y zona de bodega de aproximadamente 30 metros útiles. El precio mínimo es de 539.000 euros, para una casa de 177 metros cuadrados, cuatro dormitorios y tres cuartos de baño.

Salón y cocina conectados en una vivienda de la promoción Qian en Majadahonda
Salón y cocina conectados en una vivienda de la promoción Qian en Majadahonda FOTO: AEDAS

En cuanto a las urbanizaciones de lujo, destaca Merian Gardens, en el barrio de Soto de Henares de Torrejón. El Parque Europa –célebre por contar con pequeñas reproducciones de monumentos emblemáticos, como la Torre Eiffel o nuestra Puerta de Alcalá–, el Parque de los Miradores o el Parque Carmen Laforet, situados en sus alrededores, son uno de los alicientes «verdes» de la zona. De hecho, Soto de Henares cuenta con la consideración de «Ecobarrio»: un reconocimiento otorgado, entre otros, por el Consejo Superior del Colegio de Arquitectos de España, en el que se distingue a la zona por su especial puesta en valor de la naturaleza.

También hay que reseñar la urbanización de Altos de la Reserva, en Boadilla del Monte. En esencia, se trata de chalets unifamiliares con piscina privada, un espacio de 286 metros cuadrados, cinco habitaciones y un precio cercano a los 800.000 euros. Con todo, si al final deciden hacer un esfuerzo, que sepan que llegan tarde. La promoción ya ha sido vendida en su totalidad.