MENÚ
sábado 21 septiembre 2019
19:10
Actualizado

¿A qué se deben los problemas respiratorios de los bulldogs?

Aunque se pensaba que era por su cara aplastada y hocico chato, un estudio, publicado en «PLOS Genetics», concluye que es por un gen defectuoso también detectado en los terriers de Norwich

  • Esta investigación abre la puerta a la esperanza para los bulldogs
    Esta investigación abre la puerta a la esperanza para los bulldogs

Tiempo de lectura 4 min.

18 de mayo de 2019. 01:32h

Comentada
Belén Tobalina 18/5/2019

ETIQUETAS

No, el motivo de que su bulldog tenga problemas respiratorios no se debe únicamente a su cara aplastada como se pensaba hasta la fecha. Una nueva investigación, publicada esta semana en la revista científica «PLOS Genetics», revela que una mutación genética hace que ciertas razas de perros sean más susceptibles a sufrir problemas respiratorios, como les sucede a los bulldogs.

Esta conclusión sugiere que los cráneos más cortos que causan caras planas no sean el único factor. Las caras planas de las razas braquicefálicas, como los bulldogs franceses e ingleses, hacen que estos perros tengan más probabilidades de desarrollar una enfermedad respiratoria grave llamada síndrome de la vía aérea obstructiva braquicefálica (BOAS). Sin embargo, los terriers de Norwich pueden sufrir un problema respiratorio similar, llamado Síndrome de la Vía Aérea Superior, aunque no tengan una cara plana. Este hallazgo es una esperanza para acabar con los problemas respiratorios de ambas razas.

Para llegar a esta conclusión, un equipo de expertos liderados por la Real Escuela de Estudios Veterinarios de la Universidad de Edimburgo intentó identificar variaciones genéticas relacionadas con estos problemas respiratorios que no estaban relacionados con tener un cráneo acortado. Examinaron y clasificaron las vías respiratorias de más de 400 terriers de Norwich y realizaron un estudio de asociación de genoma completo con el fin de hallar los genes vinculados al Síndrome de la Vía Aérea Superior (UAS, por sus siglas en inglés). Su análisis apuntó a una mutación en el gen ADAMTS3. Dicha mutación se encuentra en los bulldogs franceses e ingleses. Además, estudios anteriores relacionaron esta mutación con el edema que causa hinchazón por la retención de líquidos y es una característica presente en aquellos terriers y bulldogs que presentan los síndromes anteriormente citados.

El estudio permite una nueva forma de detectar estas enfermedades respiratorias en los perros, donde la retención de líquidos en el tejido que recubre las vías respiratorias hace que sea más probable que los canes con la mutación desarrollen obstrucciones respiratorias.

«Llegamos a la conclusión de que existen factores de riesgo genéticos adicionales que, si se heredan, probablemente conducirán a enfermedades de las vías respiratorias en los perros, independientemente de la forma de su cara», afirmó el autor Jeffrey Schoenebeck. «El desafío que tenemos por delante es integrar estas ideas e implementar prácticas y tratamientos de reproducción que consideren diversos riesgos para la salud, incluidos los presentados por la mutación de ADAMTS3».

Si los científicos desarrollan una prueba para esta mutación, entonces los criadores podrán desarrollar mejores prácticas de cría para evitar transmitir el gen defectuoso. Además, la detección de la mutación puede ayudar a los veterinarios a identificar perros con riesgo de hinchazón de sus vías respiratorias después del tratamiento quirúrgico.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs