El FBI alerta: tu televisión te está grabando y escuchando

La agencia de investigación criminal de Estados Unidos avisa de los riegos que implicar tener estos aparatos en casa

El FBI alerta: tu televisión te está espiandoPhotographer: Slava RutkovskiArchivo

Las televisiones inteligentes siempre son uno de los grandes reclamos durante el Black Friday o la Navidad. A la bajada de precios tan característica de estas fechas hay que sumarle una serie de ventajas que los dispositivos más tradicionales no incorporan. Entre ellas, nos permiten acceder a internet, podemos realizar videollamadas, ofrecen la posibilidad de jugar sin necesidad de una consola... El problema es que, precisamente, todos estos avances pueden poner en peligro nuestra intimidad en el hogar.

No hay que perder de vista que la mayoría de estos aparatos incorporan cámaras y micrófonos para garantizar todas las ventajas que acabamos de mencionar. Sin embargo, con estos simples gestos estás abriendo las puertas de nuestras casas a los hackers.

Así lo ha alertado la oficina del FBI en Portland (Estados Unidos), que ha publicado un comunicado en el que avisa a sus vecinos de los riegos que implicar tener estos aparatos en casa sin controlar sus características y potencialidades. “Es posible que un mal actor cibernético no pueda acceder a su ordenador bloqueado directamente, pero es posible que su televisor no seguro le proporcione una manera fácil en la puerta trasera a través de su enrutador”, señala el cuerpo. “Pueden cambiar canales, jugar con el volumen y mostrar a sus hijos vídeos inapropiados. En el peor de los casos, pueden encender la cámara y el micrófono del televisor de su habitación y acosarlo en silencio”.

Por todo ello, para evitar situaciones de este tipo, el FBI recomienda:

  • Conocer las características de su televisor y, lo más importante, aprender a controlarlas.
  • No hay que depender únicamente de la configuración de seguridad predeterminada. Así que utiliza contraseñas propias y averigua cómo apagar los micrófonos y la cámara.
  • Si no puedes apagar una cámara, coloca un trozo de cinta o papel para taparla.
  • Resulta esencial consultar la política de privacidad del fabricante, así como los servicios de transmisión que utiliza.
  • Si, en cualquier momento, eres víctima de un fraude cibernético, denúncialo.