Castilla y León modificará su Ley de Juego para reforzar la inspección de locales

El consejero de la Presidencia, Ángel Ibáñez, afirma que se tendrá en cuenta «los cambios sociales y tecnológicos» para actualizar la normativa de la mano de las asociaciones y promover el ocio responsable

Un incremento de los recursos humanos destinados a la inspección de determinados locales. Esa será una de las mejoras que se implementarán con la modificación de la Ley del Juego de Castilla y León que la Junta acometerá a lo largo de esta legislatura. Así lo señaló el consejero de la Presidencia, Ángel Ibáñez, quien aseguró que también se tendrá en cuenta «los cambios habidos desde el punto de vista social y tecnológico».

En este sentido, señaló, durante su participación en el XVI Congreso del Juego de la Comunidad celebrado en Aranda de Duero cuya temática es el «juego responsable», que su objetivo es «actualizar» esta normativa, «siempre contando con el sector y las asociaciones».

En cuanto a las medidas que se están tomando desde la Administración con respecto a este tema, el consejero subrayó que están «perfectamente implicados» en hacer a la sociedad consciente de que «los últimos avances sociales y tecnológicos están generando situaciones que son preocupantes en algún caso» aunque, aseveró, esta situación «no es para demonizar al sector, sino para que sepamos adaptarnos a las nuevas circunstancias que se están presentando», añadió.

Asimismo, destacó que desde la Junta entienden que el área de servicio de juego que había en la Comunidad «requería de un impulso» y contar con «más y mejores recursos destinados a un control efectivo».

Ibáñez quiso, además, poner de manifiesto que, ante los anuncios emitidos por algunas comunidades sobre el cese de licencias de «modo inmediato», esta situación «no tiene por qué pasar en Castilla y León» puesto que «ya tiene reguladas las distancias a los centros escolares, con máximo de 100 metros y las distancias entre los establecimientos de similares características con 300 metros».

En este punto, puso en valor a la Comunidad, afirmando que «ya había hecho su tarea hace tiempo», por lo que «siempre ha sido responsable en esta materia y lo va a seguir siendo», afirmó, contando con las asociaciones y el sector.

Ante el posible endurecimiento de la norma con respecto a este asunto, recordó que los jóvenes tienen acceso a modalidades de juegos y apuestas a través del móvil, «una regulación que no compete a la Junta», apostilló, por lo que instarán a que, desde el punto de vista estatal, estas cuestiones se puedan regular», así como el asunto de la publicidad, que «puede ser agresiva» y que «quizá deba tener algún tipo de coto» ya que, consideró, que en los espacios físicos «no está habiendo tantos problemas».