Brutal agresión homófoba a un edil de Compromís al grito de “maricón de mierda”

“Me cogieron entre dos personas mientras chillaban 'marica, asqueroso de mierda’". Le partieron el labio, las dos cejas y las gafas

El concejal de Compromís en Burjassot (Valencia) Àngel Vázquez
El concejal de Compromís en Burjassot (Valencia) Àngel Vázquez

El concejal de Compromís en Burjassot (Valencia) Àngel Vázquez ha denunciado en una conocida red social el ataque homófobo que vivió la noche del jueves. Según el edil, su “delito” fue salir a cenar anoche con sus compañeros de máster; ese y llevar el “pelo largo”. Relata que cuando volvía a casa, buscando su coche, se cruzó con dos “energúmenos” que le dieron una paliza al grito de “maricón de mierda".

“Me cogieron entre dos personas mientras chillaban 'marica, asqueroso de mierda’. Me han partido el labio, las dos cejas y las gafas. A pesar del susto, estoy bien. Un pequeño derrame ocular, inflamación del labio y sangre por todas partes”.

A continuación se pregunta: “¿Podría haber sido peor?, sí. ¿Que estoy acojonado? También".

Tras conocerse los hechos, el concejal ha recibido multitud de pruebas de apoyo, entre ellas, la del alcalde de Valencia, Joan Ribó, que en la misma red social ha declarado: “Todo mi apoyo y ánimo, Àngel . Alguien está dando alas al fascismo y todos sabemos quién es”.

O como la del concejal de Ecología Urbana y vicealcalde de Valencia, Sergi Campillo, para quien es “increíble que estas cosas pasen en 2019”.

Por su parte, el Ayuntamiento de Burjassot, a través del alcalde, Rafa García, ha condenado también la agresión y ha manifestado que es “inadmisible la violencia de cualquier forma, pero todavía es más inadmisible la violencia por cuestiones de género o sexo”.

El alcalde ha señalado que los intolerantes “no tienen cabida” en la sociedad, donde “hombres y mujeres deben poder andar por la calle con total seguridad a la hora que deseen sin tener miedo o estar condicionados por su aspecto físico o condición sexual”.

Asimismo, fuentes de Compromís señalaron que “el odio y la intolerancia no tienen cabida” en la sociedad valenciana. “Rechazamos y lamentamos que dentro de nuestras instituciones haya políticos que con sus discursos homófobos, machistas y racistas, legitimen la violencia y fomenten el odio contra las personas por razones de orientación sexual, de género o de color de piel”, añade la nota.

Compromís recuerda que, según los datos del Observatorio Valenciano Contra la LGTBfobia, el número de agresiones por motivos de orientación sexual e identidad y expresión de género en la Comunitat en 2019 ha aumentado un 43 por ciento respecto al año anterior, “una preocupante situación que hay que detener con urgencia, no permitiendo que se dé ni un paso atrás en la defensa de los derechos humanos”.

Por este motivo, Compromís anuncia que presentará iniciativas en Les Corts y otras instituciones para "condenar estas agresiones ‘lgtbifóbicas’ e instar al Gobierno central a aprobar una Ley Lgtbi estatal que desarrolle medidas contra los delitos de odio y la discriminación de las personas Lgtbi. Contra “LGTBIfobia, tolerancia cero”.