Comunidad Valenciana

Los agricultores salen a la calle contra el abandono de las administraciones

La tractorada y manifestación de este viernes pedirá una ley de cadena alimentaria justa, que se baje la presión fiscal sobre los autónomos y que se establezcan acuerdos internacionales para la fijación del precio

Una ley de cadena alimentaria justa, que Competencia europea se “aparte” del sector agrario, bajar la presión fiscal sobre los autónomos, y que se establezcan acuerdos internacionales para la fijación del precio son las principales reivindicaciones que llevarán a la calle este viernes los agricultores y ganaderos valencianos.

Los responsables de las organizaciones profesionales agrarias que forman parte de Asaja en la Comunitat Valenciana –Asociación Valenciana de Agricultores-AVA, ASAJA Alicante-Jóvenes Agricultores y la Federación Provincial de Agricultores y Ganaderos de Castellón (FEPAC-ASAJA)–, La Unió de Llauradors i Ramaders (Unión de Uniones) y la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos del País Valencià (UPA-PV), han presentado este martes la tractorada y manifestación que han convocado para este viernes en Valencia con objetivo de denunciar la situación límite que atraviesa el sector agrario y reclamar a las distintas administraciones que plasme una serie de medidas a corto, medio y largo plazo que garanticen una rentabilidad digna para los productores valencianos.

“Los políticos hablan mucho con nosotros, pero de ahí no pasamos, así que no nos han dejado otra opción. Deben saber que España se vacía y lo hace porque no nos tienen en cuenta”. El presidente de AVA-Asaja, Cristóbal Aguado, ha recordado que “somos los que alimentamos a todos y los que cuidamos el medio ambiente” y negó un uso victimista de la situación. “Nos nos quejamos por costumbre; estamos desesperados".

José Vicente Guinot, presidente de FEPAC Castellón, ha criticado también la defensa débil de las administraciones. “Nunca nos llega nada de lo que dicen. Es cuestión de que la Conselleria gestionara como lo tiene que hacer, ya que solo tenemos problemas con las provincias limítrofes”.

Por su parte, Carles Peris, secretario general de La Unió, ha señalado que las exportaciones alimentarias suponen el 21 por ciento del total de las exportaciones, lo que, a su juicio, justifica que se les escuche más. “El sector no está en crisis; los que están en crisis son los agricultores. La rentabilidad no llega al pequeño y mediano agricultor y ganadero, se queda en las multinacionales. Los políticos hace más de 25 años que no hacen una puesta clara por este sector”.

Ricardo Bayo, secretario ejecutivo de la Unión de Pequeños Agricultores (UPA), ha recordado que, mientras los ingresos de los agricultores han subido entre un dos y un tres por ciento, los costes de insumos lo han hecho un 200 por ciento.