Ciudadanos denuncia que hay 29 municipios de la Comunitat Valenciana donde no se puede estudiar en castellano en Infantil

Exigen protección para los docentes tras comprobar que se contagian un 50 por ciento más

Los diputados de Ciudadanos, Carlos Gracia y Toni Cantó
Los diputados de Ciudadanos, Carlos Gracia y Toni CantóLa RazónLa Razón

La aplicación de «proyectos experimentales» ha dejado a 26 municipios y tres pedanías de la Comunitat Valenciana sin oferta de colegios públicos en castellano en la etapa de segundo ciclo de Infantil. El diputado de Ciudadanos, Carlos Gracia, denunció ayer que en una treintena de localidades las familias se ven obligadas a que de los tres a los seis años sus hijos reciban clases únicamente en valenciano.

Los municipios en los que se produce esta situación son los siguientes: Alcalà de Xivert, Alcossebre, Alfara del Patriarca, Algueña, Beniarbeig, Beniardá , Benidoleig, Beniparrell, Confrides, Gilet, La Llosa, La Romana, Massanassa, Montserrat, Museros, Sant Joan de Moró, Tàrbena, Xaló, Benicàssim, Canet d’en berenguer, Meliana, Picanya, Teulada, Moncada, Algemesí, Paiporta y las tres pedanías de Valencia Benifaraig, Castellar-Oliveral y El Saler.

Para Ciudadanos, esta circunstancia es «tremendamente preocupante», por lo que han presentado una Proposición No de Ley (PNL) para poner en marcha correcciones normativas que permitan revertir esta situación.

Además, la formación naranja lamenta que en el peor momento de la pandemia, en lugar de garantizar la seguridad sanitaria en las aulas, Compromís siga dando prioridad a su «hoja de ruta nacionalista» y que se preocupen más por hacer «proselitismo de sus planes lingüísticos» que por aplicar protocolos frente a la covid.

Descartan solicitar el cierre de los centros educativos, como reclaman los sindicatos, pero exigen mayores medidas de seguridad para profesores y alumnos.

Proteger a los profesores

Gracia solicitó al conseller de Educación, Vicent Marzà, que active de inmediato medidas para proteger a los docentes. Los últimos datos revelan que en una semana se han contagiado 1.206. «Un 1,5 por ciento de los docentes», un porcentaje que supone casi el doble que los registrados entre la franja de edad de los 30 a los 60 años, entre la que se encuentra la mayoría de los docentes. «Tienen un 50 por ciento más de posibilidades de contagiarse» y «Educación emite notas triunfalistas».

Ciudadanos volvió a solicitar la comparecencia del conseller de Educación, Vicent Marzà, y reclama que se realicen de manera inmediata PCR a toda la comunidad educativa, que se instalen filtros HEPA y purificadores de aire en todas las aulas y que se priorice su vacunación.