Deportes

La fiscalía italiana investiga el traspaso de Cristiano Ronaldo al Manchester United

El club italiano está siendo investigado por delitos como falsedad documental y emisión de facturas falsas sobre operaciones inexistentes. Cuatro de los casos investigados salpican al FC Barcelona

Cristiano Ronaldo
Cristiano Ronaldo FOTO: PETER POWELL EFE

La Juventus ha confirmado que los fiscales italianos han ordenado un nuevo registro de sus oficinas dentro de la investigación en curso sobre la contabilidad financiera del club de la Serie A y que se están examinando los términos de la venta de Cristiano Ronaldo al Manchester United. Las fuerzas de seguridad asaltaron una vez más las oficinas del conjunto para buscar irregularidades en uno de los fichajes del verano, el de Cristiano Ronaldo, cifrado en 15 millones de euros.

Las autoridades buscan un documento relacionado con la venta del astro portugués que, según ellas, pondría en un aprieto a la Juventus, pese a que de momento dicho archivo no ha aparecido. El club reitera que siempre ha actuado en cumplimiento de las leyes vigentes y que esta colaborando plenamente con las autoridades.

Los fiscales de Turín informaron la semana pasada de que estaban investigando al club y a algunos de sus altos directivos, incluidos el presidente Andrea Agnelli y el vicepresidente Pavel Nedved, en un caso centrado en la venta de jugadores. Los fiscales trataban de verificar si la Juventus, con sede en Turín, proporcionó comunicaciones falsas a los inversores y emitió facturas por transacciones que nunca se llevaron a cabo. La policía financiera italiana registró las oficinas del club la semana pasada para incautar documentos relacionados con transferencias de jugadores entre 2019 y 2021. El último registro se llevó a cabo el pasado jueves.

La venta de Cristiano, bajo la lupa

Duramente golpeada por las consecuencias de la pandemia de COVID-19, la Juventus busca recaudar 400 millones de euros en efectivo mediante la venta de nuevas acciones para reducir la deuda y sanear sus finanzas. La Juventus ha confirmado que los fiscales también estaban revisando los documentos la venta de Ronaldo. En agosto, la Juventus llegó a un acuerdo para vender al jugador portugués al Manchester United por 23 millones de euros (26 millones de dólares), incluidos 8 millones de euros vinculados al logro de objetivos de rendimiento específicos. La Juventus dijo en ese momento que el acuerdo implicaba un impacto de 14 millones de euros en sus resultados para el año financiero 2020/21, lo que contribuyó a una pérdida récord de 210 millones de euros.

Una fuente judicial afirma que los fiscales están verificando la exactitud de las cifras relacionadas con la transacción después de que en una conversación telefónica entre directivos del club se mencionara un documento que cuestionaba la equidad de la contabilidad. Los abogados de la Juventus y sus gerentes dijeron que el nuevo registro no afecta a los cargos que se estaban investigando, y agregaron que la orden menciona un documento que aún no se había encontrado.

Cuatro de los casos investigados salpican al Barça

Entre las operaciones consideradas “sospechosas”, destacan la de 2020 que vio a Arthur Melo, entonces centrocampista del Barcelona, recalar en el Juventus por 72 millones de euros y al bosnio Miralem Pjanic hacer el camino opuesto, por 60 millones de euros.

Entre los acuerdos cerrados en el ámbito de esa operación, el Barcelona pagó ocho millones de euros por el brasileño Matheus Pereira, que ahora milita en el Barcelona B, y el Juventus pagó 8.2 millones de euros para hacerse con los servicios del español, nacido en Venezuela, Alejandro Marqués.

Dichas ventas permitieron al club turinés conseguir en esa sesión de mercado unas ganancias de capital de cerca de 50 millones de euros, aseguran fuentes de la investigación.