MENÚ
jueves 18 julio 2019
12:54
Actualizado

Carlos Rodríguez Braun: «Habría que eliminar el FMI, es perjudicial»

Acaba de publicar «Diez ensayos liberales II», una colección de ensayos sobre economía y política.

  • Carlos Rodríguez Braun: «Habría que eliminar el FMI, es perjudicial»

Tiempo de lectura 4 min.

14 de junio de 2017. 00:15h

Comentada
14/6/2017

ETIQUETAS

Doctor en Ciencias Económicas por la Universidad Complutense de Madrid y catedrático de Historia del Pensamiento Económico en la misma universidad, Carlos Rodríguez Braun lleva escritos más de veinte libros. Además, ha publicado en diversas revistas académicas. Antiguo colaborador de LA RAZÓN, Carlos es uno de los economistas con mayor presencia en Twitter, y no sólo de España. Sólo en esta red social, el argentino cuenta con más de 90.000 seguidores.

–«Diez ensayos liberales II» es su vigesimoquinta obra. ¿Cómo empezó usted a escribir libros?

–No me acuerdo. Mi primer libro fue mi tesis doctoral que tuve la fortuna de que me la aceptara una editorial comercial, la editorial Alianza. Aprovecho para agradecer a mis primeros editores María Cifuentes, que todavía está en el mundo editorial, y Javier Pradera, que dirigía por entonces Alianza y que por desgracia ha muerto. Uno puede olvidar muchas cosas, pero jamás olvida al editor de su primer libro.

–¿Tiene algún escritor referente?

–Sí, claro. De la época actual, un escritor húngaro que se llama Anthony de Jasay. Es mi escritor favorito del tiempo actual.

–Tengo entendido que viaja mucho por sus conferencias. ¿De dónde saca tiempo para escribir?

–(Risas) Soy una persona muy ordenada. No veo la televisión y casi no hago ningún deporte, bueno no hago ningún deporte en realidad.

–Esta última obra es una continuación de otra que escribió en 2008. ¿El lector que no haya podido leer la primera parte, puede empezar por esta segunda entrega?

–Por su puesto, son ensayos completamente independientes.

–De igual forma, cada capítulo, cada ensayo de este libro, ¿se puede leer independiente mente de su orden?

–Absolutamente, la lectura de los capítulos es independiente.

–Ésta no es la única obra a la que le dedica una segunda o tercera parte. como en los casos de «Panfletos liberales» y «Tonterías Económicas». Se queda con ganas de escribir al terminar estos libros o debido a su extensión decide dividirlos.

–(Risas) Son libros muy distintos. Los ensayos son mis trabajos de carácter más académico. De los ensayos académicos que escribo, hago una selección de los que me parecen más interesantes. En cambio, «Panfletos liberales» y «Tonterías económicas», los dos son piezas muy breves de artículos de prensa.

–¿Qué le ha llevado hacer una segunda parte?

–Es fácil, simplemente he publicado ensayos durante la última década, y como han estado publicados en revistas académicas, dije «¿por qué no los reunimos en un libro y los ponemos en español?», ya que algunos estaban escritos originalmente en inglés.

–¿Va a ver una tercera entrega de «Diez ensayos liberales»?

– (Risas) Eso no se puede decir, hagamos esta entrevista dentro de unos diez años y lo veremos.

–Un tema muy presente en su libro es el populismo. ¿Cuál ha sido el motivo de incluir este tema dentro de su obra?

–Me pidieron un ensayo del populismo en América Latina. Es un tema que me interesó porque por primera vez parece que el populismo no es una peculiaridad latinoamericana, sino que ha sido exportado tanto al norte de América como en Europa. Nos creíamos vacunados frente al populismo y aquí tenemos a Podemos en nuestra casa.

–¿Se puede incluir a Trump?

–Desde luego, son diferentes variantes del populismo, sin duda. Lo que pasa es que siendo Donald Trump populista, no termino bien de encajarlo porque tiene un discurso de bajar impuestos, de hacer un verdadera revolución fiscal, que no encaja muy bien con el populismo de derechas ni de izquierdas.

–Entonces el populismo, independientemente de Trump, puede ser de izquierdas y de derechas.

–Sí, por supuesto. Además, suelen confluir. Por ejemplo en el parlamento europeo, cuando se vota por el libre comercio. Hay dos grupos que votan siempre juntos y en contra de la libertad, son Podemos y los fascistas de Marine Le Pen.

–En su obra, traza la hipótesis de la desaparición del euro. ¿Qué le parece la intención de la UE de crear un fondo monetario europeo?

–Me parece una pésima idea. No hay que crear fondos monetarios, de hecho hay que desmantelar el que ya existe que es completamente inútil cuando no perjudicial. Darles más poder a las autoridades de Europa me parece mal y el fondo monetario me parecería un truco para que los estados pudieran endeudarse y gastar más

–También parece que no se muestra a favor de un gobierno totalmente transparente. ¿Por qué?

–Lo importante para la libertad no es la transparencia, es el poder limitado. Son los frenos del poder lo que garantiza la libertad. Es muy típico en nuestro tiempo que los estados que son cada vez más grandes dicen que su problema es la falta de transparencia y que todos quieren ser transparentes Pero la prioridad no es la transparencia.

–En este libro presta especial atención a la literatura clásica, con Cervantes y Shakespeare. ¿Por qué?

–Porque me gustan mucho. Soy un lector voraz desde pequeño gracias a mis padres, que me inculcaron ese sano hábito. Aproveché que en estos años se han cumplido aniversarios «muy redondos» de estos dos autores para analizar su obra desde el punto de vista económico, político y liberal. En sus obras hay muchos más elementos liberales de los que uno puede pensar a primera vista.

–Como hemos dicho previamente, «Diez ensayos liberales II» es su último libro. ¿Ya planea el siguiente?

–La verdad es que no. Si saco un libro me gusta sacarlos cada dos años. Es posible que tengamos en un año o dos alguna edición tanto de «Panfletos liberales» como de «Tonterías Económicas», pero no prometo nada.

–Lo bueno se hace esperar ¿no?

–(Risas) Es muy agradable de tu parte pero espera a leerlo a ver si es bueno o no.

Últimas noticias