Feijóo, “preparado” para garantizar la alternativa: “Creo en los gobiernos que salen de las urnas, no de los despachos”

El presidente de la Xunta presenta cerca de 55.000 avales para su precandidatura para liderar el PP

Alberto Núñez Feijóo ha acudido hoy a Génova donde ha hecho entrega de cerca de 55.000 avales recogidos para la presentación de su precandidatura para liderar al PP. Nunca antes un candidato a la presidencia del PP había logrado conseguir un número tan elevado de firmas.

Hoy a las 20:00 es cuando acaba el plazo para que los aspirantes a presidir el PP registren sus precandidaturas. Según los estatutos del partido, para poder concurrir el precandidato, debe recabar al menos el aval de 100 afiliados. En 2018 Pablo Casado presentó unos 5.000 avales.

Todavía no se sabe si habrá más candidatos que compitan con él para lograr la presidencia del partido. Será mañana cuando el Comité Organizador del congreso extraordinario que se celebrará el 1 y 2 de abril en Sevilla dará a conocer el número total.

“Preparados”

Feijóo dijo que está “preparado” y ese es, además, su lema de campaña para liderar el PP. Por ello, en la rueda de prensa que ofreció tras la entraga de avalas en Genova, y donde confesó que era “la primera vez que toco este atril”, se mostró convencido de que España merece una alternativa a la de Sánchez y aseguró que “estamos preparados”, para ofrecer esa alternativa de “gestión” convencido de que “no se tiene que hablar de políticos, sino de políticas”. Destacó que, de lo contrario, no se habla de los problemas que sufren las familias españolas con una enorme virulencia desde hace meses.

Garantizó que dará una alternativa de “estabilidad” porque, subrayó, “no podemos permitirnos un “gobierno fragmentado” y que no es capaz de tomar medidas. Una alternativa, dijo que “combata las innumerables incertezas sociales”, económicas y territoriales que tiene España.

Dijo que la suya es una “alternativa de mayorías” donde el PP puede ser la “casa común de los españoles” porque ya lo es en Galicia.

Empieza un cambio, dijo el presidente de la Xunta de Galicia, donde “España no tiene tiempo que perder y pondré lo mejor de mí mismo para que vea en nuestro proyecto lo que España merece”. Se mostró preparado para pedir la confianza de los afiliados, de la mayoría de los españoles, para abrir un nuevo tiempo, un proyecto de gestión, de estabilidad y de mayorías; para construir un gobierno de gestión y de equipos. También dijo que están preparados para salir a la calle, para pelear cada voto, para dar la cara por este partido en cada ayuntamiento por pequeño que sea. Preparados para aportar en un proyecto, el suyo, en el que “hay sitio para todos y en el que cada uno tiene que tener su sitio”.

Se comprometió a seguir trabajando con mayor intensidad si cabe, en los próximos años. Quiere que el congreso “salga bien”, hablando de lo que interesa a España y no de las cosas internas del partido, y que “a España le vaya bien”. “Estamos a disposición de los españoles y de garantizar la alternancia del gobierno de España. Creo que es posible, si no, no estaría aquí”.

“Sumar y sumar”

Preguntado si contará con el todavía líder del PP, Pablo Casado aseguró que en este PP se necesita a todos los diputados para seguir trabajando. Desetacó de Casado su “enorme experiencia” y también se refirió al exsecretario general, Teodoro García Egea donde aseguró que su idea es “sumar, sumar y sumar”, porque él no tiene escaño de diputado y se necesita a todos remando en la misma dirección.

Aún no ha querido adelantar qué hará si es elegido como líder del PP, porque por ahora es solo un candidato, pero garantizó que irá el 1 y 2 de abril con una lista de un Comité Ejecutivo sin descartar que más adelante incorpore a más personas.

Recuperar a los votantes

Feijóo dijo que sus dos grandes objetivos son recuperar a los que se fueron o lograr el apoyo de votantes que nunca apostaron por el PP una tarea que dijo, “tenemos por delante”. “Creo en los gobiernos que salen de las urnas, no en los que salen de los despachos”.

Dijo que su proyecto no es hablar de pactos sino hablar de ganar elecciones. “No creo en ese tipo de política, no creo en una política donde el presidente no pueda nombrar y cesar a sus ministros. Mi objetivo es ganar, y para eso me presento a liderar el PP”. “Esta es mi biografía política, lo hice así en Galicia y los ciudadanos fueron capaces de entender el mensaje”, recordó que Aznar y Rajoy lo hicieron y “yo soy optimista y aspiro a ello” evitando así hablar de futuros pactos con Vox o con cualquier otro partido.