Todo lo que debes saber del sérum

El sérum facial sirve para tratar condiciones específicas de la dermis, y actúa directamente sobre el aspecto en cuestión, que puede ser de luminosidad, firmeza, hidratación, exceso de sebo.

  • Todo lo que debes saber del sérum
Madrid.

Tiempo de lectura 4 min.

15 de abril de 2019. 13:31h

Comentada
larazon.es.  Madrid. 15/4/2019

Cualquier mujer que acuda regularmente a hacerse tratamientos de estética faciales sabe de memoria cuáles son los principales mandamientos para tener una piel luminosa, jugosa, con buen aspecto. Buenos hábitos, comida saludable, poco o nada de alcohol, cero tabaco (el tabaco es malo para todo y también, malas noticias, para la piel, a una fumadora, por mucho que se cuide la piel, siempre se le verá esta apagada), una buena limpieza antes de acostarse, al levantarse, una crema adecuada para cada edad y, también muy importante, protegerse del sol y el viento con una buena crema con protección. Pero ¿qué pasa con el sérum? ¿Es importante? Sí, lo es y cada vez más porque las marcas cosméticas cada vez sacan productos mucho más mejorados aportando a la piel los nutrientes necesarios que la hacen parecer mucho más luminosa.

Sibari Republic, una firma de cosmética unisex, explica cómo sacar el máximo rendimiento a la rutina de salud facial. “El HA tiene la capacidad de absorber 1.000 veces su peso en agua, por tanto es capaz de hidratarse y crear un film que reduce la pérdida de agua transdérmica y así evitar la deshidratación de la piel”, explica Raúl Pérez, director científico de Sibari Republic. Su sérum, por ejemplo, aporta una característica y es que contiene una combinación de ácido hialurónico de alto y bajo peso molecular en concentraciones altas, a fin de alcanzar las distintas capas de la piel, y que tras 28 días de tratamiento se observan resultados visibles tal y como lo demuestra el Test de eficacia que lo respalda y que arrojó como resultados:

-Muy buena compatibilidad cutánea.

-Efecto antiarrugas demostrado: las pequeñas arrugas y líneas de expresión se hacen menos visibles después de 28 días de tratamiento.

-El 90/ 95 % de consumidores que han probado el producto siente la piel hidratada, suave y con un aspecto más juvenil.

-Afirman que proporciona un efecto relleno.

-Perciben la piel redensificada, con un aspecto más saludable y una sensación agradable.

El sérum facial es un suero caracterizado por su alta concentración en ingredientes activos, por su rápida absorción y penetración y, porque en función de su composición, presentan distintos efectos y puede llegar a alcanzar capas más profundas de la piel. Su consistencia suele ser ligera, tipo suero, geloide, cristalina y fresca. Además, su acabado no graso permite la posterior aplicación de maquillaje o del cosmético habitual que emplee cada uno. El sérum es un tratamiento que ofrece resultados visibles en poco tiempo, y está considerado el verdadero elixir de activos característicos de una firma.

El sérumfacial sirve para tratar condiciones específicas de la dermis, y actúa directamente sobre el aspecto en cuestión, que puede ser de luminosidad, firmeza, hidratación, exceso de sebo... Es una forma de ofrecerle a la tez una nutrición intensa gracias a un cosmético concentrado. El objetivo del sérum facial es el de darle un plus al cuidado de la piel en los momentos en los que ésta más lo necesita.

Indicaciones del sérum

La utilización de un sérum se recomienda a partir de los 30 años, pues es durante esta etapa cuando comienzan a hacerse presentes los primeros signos del envejecimiento y se necesitan productos específicos que actúen de forma más profunda sobre la piel. El sérum antiedad o revitalizante es perfecto para este momento, por ejemplo. No obstante, para pieles más jóvenes y/o acneicas puede funcionar también muy bien gracias a su textura no grasa. Este tipo de sérum está especialmente indicado para hombres, ya que tienen la piel más grasa que las mujeres y precisan una absorción más rápida.

Aplicación

· Se recomienda aplicar el sérum 2 veces al día, mañana y noche. Siempre después de limpiar el rostro por la mañana para mantener la hidratación de la piel y de noche, mientras se duerme, para potenciar así sus efectos.

· El primer paso es limpiar muy bien el rostro. Los poros deben estar libres de polución o maquillaje y obstrucciones, para que el producto penetre adecuadamente.

· A continuación, se debe aplicar un tónico, con la ayuda de un algodón mediante suaves toquecitos sobre la pie lo movimientos circulares suaves para preparar la piel para que acepte el tratamiento posterior. Después, se debe retirar de manera ligera y suave la humedad de la piel.

· Aplicación del sérum: debido a su textura ligera y alta concentración de activos, sólo se necesitan unas gotas para cubrir todo el rostro y ejercer su función.

· Completar el tratamiento aplicando una crema hidratante o antiedad.

Últimas noticias