Madrid tendrá la zona de bajas emisiones más grande de Europa

Abarcará 604 kilómetros cuadrados y se extenderá a la zona de Plaza Elíptica

Una señal indicativa de Madrid Central en una vía de la capital, a 11 de mayo de 2021, en Madrid
Una señal indicativa de Madrid Central en una vía de la capital, a 11 de mayo de 2021, en MadridA. Pérez Meca Europa Press

Más de 160 km2 en Bruselas, 105 en París, 95 en Barcelona, 48 en Lyon, 20 en Ámsterdam... Y, por encima del resto, Madrid. Un total de 604 kilómetros cuadrados serán declarados Zona de Bajas Emisiones en la capital. Así constará en la estrategia medioambiental Madrid 360. Un plan que, con Madrid Central muerto y enterrado tras varias sentencias judiciales, tomará el testigo de la fallida ordenanza de movilidad impulsada por el Ayuntamiento de Manuela Carmena.

Así lo avanzó hoy el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, durante el Pleno ordinario celebrado en Cibeles. De acuerdo al Ayuntamiento, a partir de 2024 no habrá una zona de esta envergadura en todo el continente europeo. Será entonces cuando los vehículos de los no residentes más contaminantes –los «A»–, sin distintivo ambiental, tendrán prohibido su acceso a Madrid. Un año después, en 2025, la medida se extenderá también a los residentes.

El Consistorio está ultimando el anteproyecto con el objetivo de aprobarlo en el último Pleno previo a las vacaciones de verano. Una intención, por otro lado, motivada por la inseguridad jurídica en torno a Madrid Central, en un limbo debido a su nulidad establecida por los tribunales pero aún vigente por parte del Ayuntamiento. En todo caso, el Consistorio mantendrá el perímetro fijado actualmente en el distrito Centro y pretende establecer uno de similares características en el entorno de Plaza Elíptica, una de las zonas que presenta mayores índices de contaminación en toda la capital. Las peatonalizaciones serán una de las claves. Si bien se producirán en los 21 distritos, la mayor de ellas será la que se está ejecutando en Puerta del Sol que, por primera vez, adoptará el formato de plaza.

Para restringir el acceso a los coches más contaminantes, se dispondrán una serie de «anillos territoriales» durante su aplicación progresiva hasta el año 2025. Un sistema con el que el Ayuntamiento asegura que se cumplirán «los valores límite de calidad del aire establecidos por la normativa comunitaria y estatal.

¿Cuáles son las alternativas al uso de los vehículos A? Medio Ambiente y Movilidad pondrá en marcha el plan Cambia 360: más de 110 millones de euros entre 2021 y 2023 y que prevé la creación de líneas de ayuda para la renovación de las flotas de vehículos particulares, DUM, taxis y autobuses. Del mismo modo, se incluye en Cambia 360 la compra de bicicletas, motocicletas y VPM eléctricos, así como la renovación de sistemas de climatización y la eliminación de las calderas de carbón.

En lo que respecta al transporte público se han creado las primeras líneas cero emisiones de la ciudad (dos gratuitas y una de pago) en el distrito Centro. Además, se han habilitado 45 kilómetros nuevos de carriles bus; están funcionando seis líneas nuevas de la EMT.

Por otro lado, el Ayuntamiento incluye dentro de Madrid 360 la ampliación de BiciMad, «la mayor de toda su historia»: 90 estaciones nuevas hasta alcanzar las 258, pasando de 10 a 15 distritos. En este sentido, consideran el carril bici de Castellana» la obra más importante para este tipo de vehículos, ya que vertebrará la movilidad ciclista de la capital».

El primer aparcamiento intermodal de Fuente de la Mora –creado para disuadir a los conductores de meter su vehículo privado en la almendra central–, los aparcamientos de de Pitis y Aviación Española sumando –con 1.200 plazas nuevas– y la remodelación del Nudo Norte de la Calle 30, el mayor punto de tráfico de toda España, serán otras de las medidas dentro de un paquete con el que se espera poder reducir en un 20% las emisiones de óxido de nitrógeno de toda la capital.