Cubos de reciclaje para casa

Existen numerosas opciones de cubos de basura que nos ayudan a reciclar sin perder espacio. Solo hay que encontrar la opción que mejor se adapte

Cubos de reciclaje para casa
FOTO: AdobeStock

El reciclaje es el hábito medioambiental más extendido en España y aunque esta tendencia va en aumento -obteniendo cada año mejores datos- queda mucho trabajo por hacer. La concienciación juega un papel fundamental para dejar atrás excusas como la falta de espacio. Otro de los grandes obstáculos son las dudas sobre qué va en cada uno de los contenedores. Por eso, Ecoembes te ayuda a despejar todas las incógnitas sobre el reciclaje en casa.

La importancia de reciclar en casa

“Someter un material usado a un proceso para que se pueda volver a utilizar”. Así define la RAE el verbo reciclar. Pero este proceso, no tiene cabida sin la ayuda de los ciudadanos. Aquí, cada uno de nosotros jugamos un papel fundamental, y por eso es vital la concienciación sobre la importancia que esto tiene, y sobre el impacto de nuestros actos sobre el medioambiente.

Reciclar, es cuidar del planeta, es ahorrar materias primas, energía, agua. Es ayudar a la disminución de la emisión de gases de efecto invernadero. Solo en 2021 se evitó la emisión de 2.05 millones de toneladas de CO2 a la atmósfera, gracias a las 1.570.513 toneladas de envases enviados a las instalaciones recicladoras.

El esfuerzo de estas cifras se esconde tras cada uno de esos hogares concienciados, que asumen el reciclaje como un gran reto, y que ponen su granito de arena para cuidar del medioambiente.

Cuidar del entorno sin excusas

Una de las principales excusas a la que nos enfrentamos al hablar de reciclaje es la falta de espacio para separar los residuos en casa.

Existen numerosas opciones de cubos de basura que nos ayudan a reciclar sin perder espacio. Solo hay que encontrar la opción que mejor se adapte a cada una de las cocinas. Los hay de diferentes tamaños y materiales, aunque lo recomendable sería de acero inoxidable para poder limpiarlo fácilmente. Además, es más resistente y nos ayuda a prevenir los olores. También podemos escoger el cubo en función de su forma: cubos compartimentados, cubos de reciclaje apilables, en columna o especiales para cajones.

Infinidad de formas y litros de capacidad en los cubos para reciclar para que el espacio deje de ser un impedimento.

La otra gran excusa a la hora de reciclar es el desconocimiento de saber a qué contenedor va cada uno de los envases.

Existen 5 tipos de contenedores con sus diferentes tapas de colores para cada tipo de residuo:

  • El contenedor amarillo debemos depositar envases de plástico, envases metálicos y briks.
  • El azul es el encargado de recoger todos los envases de papel y cartón.
  • El vidrio debe ir en el de color verde. Un error frecuente suele ser depositar en este contenedor el cristal. Es importante distinguir este material del vidrio, y evitar tirar aquí las bombillas, ceniceros o vajilla.
  • El contenedor de restos está destinado a todos aquellos materiales que no pueden reciclarse, pero tampoco pueden utilizarse para hacer compost.
  • Y en algunas ciudades contamos también con el contenedor marrón, el de residuos orgánicos. Aquí debemos depositar restos de comida, posos de café, servilletas usadas, restos de jardinería, tapones de corcho o serrín.

Si aún siguen quedando dudas, Ecoembes lo pone fácil. A través de su página Dudas del reciclaje, podremos despejar todas las incógnitas, y de paso borrar todas las excusas a la hora de reciclar y del buen uso de los contenedores de reciclaje.