Jabón o gel hidroalcohólico, ¿cómo deben desinfectarse las manos los niños?

La OCU pide a los padres prestar especial atención a los dispensadores comunitarios, colocados a la altura de los ojos de los pequeños

Mujer con mascarilla y gel hidroalcohólico.
Mujer con mascarilla y gel hidroalcohólico.Servicio Ilustrado (Automático) DRAZEN ZIGIC

El uso intensivo de los geles hidroalcohólicos durante la pandemia para protegernos frente a la Covid-19 ha disparado las intoxicaciones, sobre todo en niños. Los datos de Instituto Nacional de Toxicología y Ciencias Forenses (INTCF) son demoledores: durante los diez primeros meses de 2020 se registraron 874 accidentes con este producto, frente a los apenas 90 casos del año anterior. De ellos, 585 fueron intoxicaciones de niños, 368 de ellos menores de 2 años, según los datos del Ministerio de Justicia.

El mayor peligro se produce por vía oral, ya que representó un 85% de las intoxicaciones, pero preocupa la gravedad del 7% que sufre lesiones a través de los ojos. En Francia, por ejemplo, se ha multiplicado por 7 el número de lesiones oculares en niños. Por ello, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) recomienda a los padres que mantengan el gel hidroalcohólico fuera del alcance de los niños. No solo hay que tener cuidado con los recipientes que tenemos en casa, sino que hay que prestar especial atención a los dispensadores comunitarios, colocados habitualmente a la altura de los ojos de los pequeños. La organización sostiene que “no son raros los casos de intoxicaciones en espacios públicos, como tiendas, restaurantes o instalaciones deportivas”.

Por otra parte, casi un 3% de las intoxicaciones accidentales se produce por inhalación del producto, mientras que un 2% ocurre por exposición cutánea. La mayoría de las lesiones son de carácter leve, como irritación del aparato digestivo, vómitos, diarrea, tos, enrojecimiento ocular, lagrimeo o visión borrosa.

Las lesiones oculares son menos frecuentes, pero preocupa su potencial gravedad. Los geles hidroalcóholicos han causado el 10% de las lesiones oculares por químicos en niños y, aunque la mayoría de las lesiones son leves, pueden llegar a producirse daños en la córnea.

¿Cómo deben lavarse las manos los niños?

El lavado de manos es un hábito imprescindible para frenar los contagios por coronavirus. Junto a la mascarilla es una de las medidas más eficaces de contención, pero hay que saber hacerlo de manera correcta.

1. Agua y jabón mejor que gel hidroalcohólico. Las soluciones hidroalcohólicas no deben ser la primera opción. Es muy recomendable llevar en el bolso o en la chaqueta un frasco con este producto, pero siempre que sea posible es mejor lavarse las manos con agua y jabón. Además, la forma “tradicional” daña menos la piel.

2. Usar con moderación. Los geles tiene un elevado porcentaje de alcohol, por lo que hay que tener cuidado para no aplicarlo sobre zonas sensibles, dañadas o irritadas. También hay que tener precaución con el alcance del spray para que no acabe salpicando a los ojos, por ejemplo.

3. Aléjalos del calor. El gel hidroalcohólico es un producto inflamable, por lo que hay que mantenerlo lejos de focos de calor, así como de la exposición solar directa. Tampoco se debe fumar justo después de usar el gel.

4. En caso de ingestión debe llamarse inmediatamente al 915 620 420 (Servicio de Intoxicación Toxicológica), al 112 o acudir a urgencias.

5. Si sufre un accidente y le ha salpicado gel en el ojo, se recomienda lavarlo con agua corriente durante al menos 15 minutos, bajo el grifo o con la ducha. Si persisten las molestias, se debe consultar con el médico.