Ocho de cada diez padres carece de información para proteger a sus hijos en Internet

Sexting, adicción a la red y ciberbullyng , principales peligros

El control sobre los sitios web que visitan los menores es una de las principales preocupaciones de los padres y madres
El control sobre los sitios web que visitan los menores es una de las principales preocupaciones de los padres y madresC. Pastrano (nombre del dueño)La Razón

Un 78 % de los padres y madres reconocen no tener suficiente información para proteger a sus hijos de todos los peligros de internet, según un estudio de Montessori Canela Internacional (OMCI) sobre el uso de Internet en menores de edad. El informe, en el que han participado 430 madres y padres con hijos de 3 a 17 años, señala que un 80 % de los padres no tiene suficiente información para proteger a sus hijos del sexting y de los virus informáticos y un 66 % se ven incapaces de protegerlos del ciberbullying.

A pesar de esto, solamente un 3 % de los encuestados afirma que desconoce casi todo lo que hacen sus hijos en internet, un 87 % dice conocer más de la mitad y un 54 % sabe casi todo lo que sus hijos hacen en Internet. Además, los resultados de la encuesta concluyen que un 61 % de los padres reconoce no poder protegerlos bien de la adicción a Internet.

Más de la mitad de padres y madres han detectado comportamientos incluidos en los criterios de la adicción a internet, un 37 % de los cuales detecta que su hijo se enfada cuando se pone nervioso, un 27 % prioriza Internet a sus estudios y un 19 % ha visto que su hijo deja de hacer actividades con los amigos para estar conectado.

Divididos por edades, los niños mayores de 12 años son los más propensos a presentar comportamientos incluidos en los criterios de adicción a Internet (76 %), seguidos por niños de 6 a 12 años (60 %) e inferior en menores de 6 años (56 %), según el estudio.

A los 10 años, un 85 % de los niños ya está utilizando dispositivos con conexión a internet, en unos datos que contrastan lo que creen los propios padres, ya que un 61 % de ellos considera que hasta pasados los 10 años no deberían de usarlos.

El 75 % de los menores de 6 años usa dispositivos con Internet a diario y un 47 % de los niños los usa más de 2 horas diarias, en unas cifras que también se contradicen con lo que piensan los padres, ya que un 80 % cree que deberían invertir menos de 2 horas.

Aunque un 84 % de padres afirman que hay límites en el uso de dispositivos con internet, la mayoría reconocen que los niños suelen saltárselos cuanto están con el otro progenitor, con los amigos o con los abuelos.

Según el estudio, la mayoría de los niños mayores de 12 años (78 %) tienen un dispositivo para estudiar, cifra bastante más alta que en las otras franjas de edades.

En cambio, un 26 % de menores tiene un dispositivo propio para jugar en casa, cifra que aumenta considerablemente si hablamos de niños mayores de 12 años, entre los que la cifra sube hasta un 44 %.

El 93% de los menores de 6 años tiene dispositivos con internet para el ocio en casa y un 11 % de estos tiene uno para él solo.

Preguntados por el uso de los dispositivos con internet, la mitad de los padres dice que no pasaría nada si sus hijos no tuvieran acceso, pero un 20 % reconoce que su hijo se habría sentido muy solo durante la pandemia si no hubiera tenido uno de estos.