La Policía Nacional, conmocionada por la muerte por coronavirus de un “antidisturbios” de 51 años tras regresar de Canarias

El agente regresó con síntomas el 30 de diciembre de las islas donde fue enviado para hacer frente a la avalancha migratoria. Hoy ha fallecido en Málaga

Efectivos de la Guardia Civil y Policía Nacional atienden a inmigrantes subsaharianos llegados este otoño a Santa Cruz de Tenerife.
Efectivos de la Guardia Civil y Policía Nacional atienden a inmigrantes subsaharianos llegados este otoño a Santa Cruz de Tenerife.Ramón de la RochaEFE

Un duro golpe ha sacudido a la Policía Nacional, después de que uno de sus miembros haya fallecido por coronavirus tras contagiarse al prestar servicio en Las Palmas en el dispositivo de pateras, según ha informado en su cuenta de Twitter el sindicato policial CEP.

Se trataba de un agente malagueño, Antonio Jesús Martín, de 51 años de edad, adscrito a la Unidad de Intervención Policial, los conocidos como antidisturbios, más comcretamente en el grupo V, (Gamo 31). Había regresado a su ciudad natal el 30 de diciembre, justo antes de Nochevieja, y presentaba ya síntomas de la enfermedad, aunque el test de antígenos que se le había realizado dio negativo.

Según ha podido saber LA RAZÓN, llegó a Málaga de la comisión de Las Palmas el día 30, vino con tos y malestar general. Le hicieron prueba de antígenos y dio negativo. A pesar de comunicar a los servicios sanitarios los síntomas que presentaba no creyeron necesario hacerle una prueba PCR. El día 31 se encontraba peor, aunque esperó a Año Nuevo para acudir al médico y, una vez que lo hizo, se quedó ingresado con una neumonía bilateral provocada por el virus. Fue intubado al día siguiente, hasta que esta mañana se ha producido el fallecimiento en el Hospital Vithas Parque San Antonio.

Las respuestas en redes sociales a la noticia no se han hecho esperar y han sido muchas las críticas contra la situación de “abandono” en que se encuentran los agentes de la Unidad de Intervención Policial. De hecho, cuando fueron enviados a las Islas Canarias los primeros efectivos ya hubo quejas porque no se les realizaron test de antígenos y por las condiciones del alojamiento.

Interior ha enviado desde noviembre varios cientos de agentes de las UIP de distintos puntos de la Península para hacer frente a la crisis migratoria que se produjo entre los meses de octubre y diciembre y, poco a poco, los ha ido devolviendo a sus destinos. El caso de Antonio Jesús Martín, siendo el más grave por su fatal desenlace, no es el único, pues han sido varios los agentes infectados por coronavirus durante su estancia en el archipiélago canario.