La Generalitat decreta el teletrabajo obligatorio en Cataluña pero con contradicciones entre JxCat y ERC

La medida afecta a las empresas públicas y privadas

La Generalitat ha decretado la obligatoriedad del teletrabajo, tanto para las empresas públicas como privadas, según un comunicado del lunes por la noche, de última hora.

El texto reza que “las empresas restan obligadas a limitar la movilidad de las personas trabajadoras adoptando sistemas de trabajo a distancia y teletrabajo, así como reuniones telemáticas, de acuerdo con las medidas sanitarias decretadas por la autoridad sanitaria”.

El Consejo de Relaciones Laborales (CLR) recuerda que solo cuando la movilidad es imprescindible se puede realizar el trabajo presencial, y en los casos en los que no sea posible la labor a distancia, se tienen que implantar otras medidas, como las entradas y salidas escalonadas, la flexibilidad horaria u otras de similares. Uno de los objetivos es evitar las horas punta del transporte público.

La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, dijo el lunes que “esto es justamente una de las medidas restrictivas que el Ejecutivo quiere aplicar, pero que el decreto de alarma no permite”. Estas declaraciones podrían abrir ahora una vía judicial, pasando por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC).

El problema parecen las distintas opiniones entre si de consellers de Junts per Catalunya (JxCat) y ERC, y se han contradicho en público sobre si el teletrabajo es obligatorio en Cataluña. El republicano Chakir El Homrani, titular de Trabajo, ha afirmado que el teletrabajo es “obligatorio”, mientras que el conseller de Empresa, Ramon Tremosa (JxCat) ha dicho que es “recomendable” y ha limitado su obligatoriedad a los funcionarios que dependen de la Generalitat. A nivel legal el teletrabajo solo sigue siendo solo una petición del Govern a empresas y trabajadores.

El secretario de Salud Pública de la Generalitat, Josep Maria Argimon, pidió hace dos semanas que las empresas hagan teletrabajo y que las universidades den clases online durante 15 días para hacer frente al coronavirus en Cataluña.