Barcelona, la Copa América de Vela y un premio de 1.300 millones de euros

La capital catalana se hace con la edición de 2024 de la prestigiosa regata imponiéndose a Málaga, Cork y Jeddah

El catamarán del Alinghi suizo y el trimarán del BMW-Oracle estadounidense al inicio de la primera regata de la 33ª edición de la Copa del América
El catamarán del Alinghi suizo y el trimarán del BMW-Oracle estadounidense al inicio de la primera regata de la 33ª edición de la Copa del América FOTO: Juan Carlos Cárdenas EFE

Contra todo pronóstico, Barcelona será sede de la Copa América de Vela en 2024. Se ha impuesto a Málaga, Cork (Irlanda) y Jeddah (Arabia Saudí) pese a que apenas presentó su candidatura hace poco más de un mes. El particular sistema de elección de la sede ha favorecido a la capital catalana, ya que es el ganador de la última edición quien escoge la sede. Y el Royal New Zealand Yatch Squadrum ha preferido el levante español. Sería la tercera vez que España acoge el trofeo de la Copa de las Cien Guineas, tras las ediciones celebradas en 2007 y 2010 en Valencia.

A la Copa América de Vela se la conoce como la Fórmula 1 de los mares. De hecho, si en algo han hecho hincapié las autoridades municipales y autonómicas es en su impacto económico, mucho más que en cuestiones meramente deportivas. El teniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni, señaló que la regata es «uno de los eventos más vistos del mundo», junto a los Juegos Olímpicos y los mundiales de fútbol. Un beneficio no sólo para la reputación de la ciudad, sino también por el impacto económico de que «es 10 veces el del Mobile». Sobre los costes de la candidatura, Collboni aseguró que «el puerto está preparado, solo tiene que adaptarse mínimamente».

La competición en sí está dividida en dos partes: la Copa Louis Vuitton y la Copa del América propiamente dicha. La Copa Luis Vuitton sirve para elegir qué barco desafiará al defensor del título. En la Copa Louis Vuitton hay dos tipos de regatas, las regatas de flota (Actos) y las de yate contra yate (Match Race). El vencedor de la Copa Luis Vuitton se convierte en el desafiante a la Copa del América. El vencedor se lleva la Copa de las 100 Guineas.

La Copa América de Vela es una de las competiciones más antiguas del mundo y también es uno de los eventos de mayor impacto económico para la ciudad organizadora. Valencia, que fue la sede de la regata en 2007 y 2010, contabilizó en 2.724 millones de euros este impacto y la creación de 75.000 puestos de trabajo. Es decir, unos 1.300 millones al año. Se estima que los equipos pueden comenzar a navegar en seis meses, a partir de septiembre, y que estén en la sede doce meses antes de la disputa de la Copa América, prevista para junio de 2024, aunque las fechas pueden ir desde el 1 de mayo al 31 de octubre.

En la última edición, el Team New Zealand, favorito desde el inicio en todas las apuestas, cumplió los pronósticos y retuvo la Jarra de las Cien Guineas. Los All Blacks de la vela se impusieron al Luna Rossa italiano por 46 segundos en la décima regata de la final de la 36ª Copa América, y con un marcador global de 7-3, el Defender revalidó el título de campeón.