El papel de la mujer en la República y en el franquismo, pregunta de examen en la PAU

Casi 24.000 alumnos se presentan a la prueba de acceso a la universidad con medidas extraordinarias de seguridad por el covid-19

Casi 24.000 alumnos se examinan durante los tres próximos días a las Pruebas de Acceso de la Universidad (PAU) en la Comunitat Valenciana. Las pruebas de hoy han sido de Historia de España y de Valenciano.

En Historia tenían que elegir entre textos sobre el levantamiento del teniente general Rafael del Riego el 1 de enero de 1820 en Cabezas de San Juan (Sevilla) y “La Fontana de oro” de Benito Pérez Galdós, o la Ley electoral de mayo de 1931 y el discurso del diputado Rafael Guerra del Río en las Cortes el 1 de octubre de ese mismo año. También podían elegir entre comparar las diferencias ideológicas entre un régimen absolutista y uno constitucional entre 1808 y 1843 o el papel atribuido a la mujer en la República y en la dictadura franquista.

La prueba de Valenciano ha incluido dos textos: uno de la obra “Femení singular” (Bromera) de Urbà Lozano y un artículo publicado en el diario Levante-EMV con el título “El Consell d’Europa alerta que el valencià es troba en una situació preocupant”.

La ausencia de incidencias ha caracterizado el inicio en la Comunitat Valenciana de las atípicas pruebas de selectividad de este año, marcadas por las medidas de seguridad sanitaria que han llevado a habilitar espacios en 470 institutos y centros de Bachillerato.

A las nueve de la mañana comenzó la impresión de los exámenes en los centros. En total, han sido 2.173 las aulas (788 en Alicante, 254 en Castellón y 1.131 en Valencia) en las que se han desarrollado las pruebas, siguiendo un dispositivo en el que han colaborado cinco conselleries: Universidades, Educación, Justicia, Sanidad y Hacienda.

Según ha informado la Generalitat, la Conselleria de Innovación ha preparado un suministro de 33.545 mascarillas que se han repartido entre el alumnado, así como 3.090 unidades de gel hidroalcohólico distribuidas por los centros.

Para llevar adelante este dispositivo, se ha contado además con voluntariado de Protección Civil, agentes de Policía Local y cerca de 2.500 profesores que se han presentado de forma voluntaria para que las pruebas puedan realizarse.

“Se ha retrasado mucho”

El hecho de que los exámenes se hayan realizado este año en los centros de estudio de los propios alumnos ha facilitado y restado “tensión” a los estudiantes, según ha reconocido esta mañana el director del Instituto de Educación Secundaria Benlliure de València, Josep Cuenca, en declaraciones a los periodistas.

“Al ser un entorno que conocen es más cómodo y les da seguridad”, ha manifestado Cuenca, quien ha destacado también el “extraordinario trabajo” que han realizado los alumnos en casa durante el confinamiento y las últimas semanas.

Una de las alumnas ha lamentado, en declaraciones a Efe, el hecho de no haber podido optar a los exámenes globales finales, que les preparan para la prueba de selectivo, pero se mostraba confiada en el resultado por el trabajo realizado desde casa estos últimos meses.

Otro de los alumnos del IES Benlliure ha manifestado que las medidas de seguridad, como el hecho de tener que portar mascarilla, la distancia física o la limpieza “hace más tensa” la situación, pero no cree que condicione el resultado final de las pruebas.

”Me preocupa la mascarilla pero más el examen”, bromeaba otra de las estudiantes antes de acceder a las aulas, quien ha lamentado sobre todo el hecho de que las pruebas se hayan retrasado a julio, una fecha en la que, ha lamentado, estaría con su familia de vacaciones y es una de las de mayor calor del verano.

El miércoles, las pruebas serán de Castellano e Inglés y, el último día, de Matemáticas II, Fundamentos de Arte II y Latín 2.