Los presupuestos del Botànic para 2021: más impuestos para gastar en servicios públicos

PSPV, Compromís y Unides Podem insisten en revisar el sistema fiscal y crear impuestos para luchar contra el cambio climático

Los partidos firmantes del Pacto del Botànic (PSPV, Compromís y Unides Podem) han coincidido en la necesidad de que los Presupuestos de la Generalitat para 2021 sean expansivos y contemplen un incremento de personal, especialmente en aquellos servicios que han sido esenciales durante la pandemia.

También han abogado por impulsar una fiscalidad progresiva para una salida social a la crisis y para reforzar los servicios públicos, así como por la fiscalidad verde, “en consonancia con las necesidades de la transición energética y ecológica”.

Así lo han planteado los tres partidos que integran el Consell en la comisión de seguimiento del pacto de gobierno, celebrada este miércoles en la sede de Unides Podem, según un comunicado conjunto, en el que hacen un balance positivo de la gestión y las políticas que se están desarrollando.

Las tres formaciones han coincidido en la necesidad de que en la situación actual y para continuar con las políticas públicas centradas en las personas, los próximos presupuestos sean expansivos, reforzando a través del Capítulo I los servicios públicos y apostando por un incremento de personal que refuerce especialmente aquellos servicios que han sido esenciales durante la pandemia.

Además, han afirmado que continuarán con la exigencia de una financiación justa para la Comunitat Valenciana, que incluya la gestión de los fondos europeos que han de venir para la reconstrucción.

Finalmente, la mesa del Botànic mantendrá encuentros puntuales sobre asuntos concretos para continuar haciendo seguimiento del acuerdo del Botànic.