Oficial: Vettel no renueva con Ferrari y acerca a Sainz a la escudería italiana

El alemán ha rechazado la oferta y a final de 2020 dejará el equipo. Los rumores colocan al madrileño como sustituto en 2021, aunque también se especula con nombres como Alonso o Ricciardo.

Los rumores saltaron ayer por la tarde y hoy por la mañana ha sido la propia escudería Ferrari la que ha confirmado la noticia. Sebastian Vettel y el equipo italiano no han llegado a un acuerdo para continuar. La relación entre piloto y equipo no era buena desde hace dos años y en Italia culpan a los errores del alemán de no haber logrado el título en 2018. La oferta de renovación fue a la baja, de 21 a 12 millones, algo que el cuatro veces campeón del mundo consideró insuficiente. En 2020 cumplirá su último año de contrato y después probará suerte en otros equipos o dejará la F-1, que es lo más probable.

“Mi relación con la Scuderia Ferrari terminará al final de 2020. Para obtener los mejores resultados posibles en este deporte, es vital que todas las partes trabajen en perfecta armonía. El equipo y yo nos hemos dado cuenta de que ya no existe un deseo común de permanecer juntos más allá del final de esta temporada y los asuntos financieros no han jugado ningún papel en esta decisión conjunta. No creo que sea la forma de tomar ciertas decisiones y nunca lo será”, explicó sobre su decisión Sebastian Vettel.

“Lo que ha sucedido en estos últimos meses nos ha llevado a muchos de nosotros a reflexionar sobre cuáles son nuestras prioridades reales en la vida. Uno necesita usar la imaginación y adoptar un nuevo enfoque cuando las situaciones cambian. Me tomaré el tiempo necesario para reflexionar sobre lo que realmente importa cuando se trata de mi futuro”, reconoció Vettel.

“La Scuderia Ferrari ocupa un lugar especial en la Fórmula 1 y espero que obtenga todo el éxito que se merece, por eso quiero agradecer a toda la familia Ferrari y, sobre todo, a sus seguidores en todo el mundo el apoyo que me han brindado a lo largo de los años. Mi objetivo es terminar la temporada con Ferrari con la esperanza de compartir algunos buenos momentos, para añadir a todos los que hemos disfrutado hasta ahora”, destacó el piloto alemán.

Ahora el tablero se agita y el asiento disponible en Ferrari puede provocar efecto dominó en muchos equipos, incluso en la mayoría. El español Carlos Sainz parece el mejor situado para acompañar a Charles Leclerc en Ferrari (de hecho, no se entiende el movimiento de Ferrari si no tiene ya atado a un sustituto) y no le asusta el hecho de que el monegasco sea la gran apuesta de la Scuderia. Pero sería una situación excepcional que en Maranello no hubiera al volante un piloto campeón del mundo. Las opciones se multiplican y en el paddock “virtual” también se especula con la llegada de Alonso o Ricciardo, aunque si Sainz fuera el elegido en Ferrari los dos también podrían interesar a McLaren. O que Alonso recalara en Renault si Ricciardo encuentra otro destino. Tampoco habría que descartar a Nico Hulkenberg, que después de quedar fuera de la F-1 el pasado año encarna la figura perfecta para acompañar a Leclerc en Ferrari, que es el piloto “mimado” y no le vendría bien alguien que le presionara demasiado. En Italia no son partidarios de pilotos que luchen entre sí, buscan un número uno y un claro número dos.