MENÚ
viernes 21 septiembre 2018
16:43
Actualizado
Consulta
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Precisión irlandesa en los greenes para el doctor Dunne

La tercera ronda del Open de España en la jornada de tarde fue un toma y daca constante entre tres jugadores. Por un lado el líder, Paul Dunne, quien no renunciaba al ataque y se engrandecía en los greenes; por otro Jon Rahm, acoso y derribo constante, y por otro Nacho Elvira, quien a fuerza de constancia se situaba como el tercero en discordia

  • Tercera jornada del Open de España
    Tercera jornada del Open de España

Tiempo de lectura 2 min.

15 de abril de 2018. 16:06h

Comentada
Golf Confidencial (@golfcom).  15/4/2018

ETIQUETAS

Tarde para la épica, con Paul Dunne pateando como los ángeles en los greenes del Centro Nacional (tres birdies seguidos en el 5, 6 y 7) y salvando las pocas situaciones complicadas que encontraba por errores con el juego largo con un putter que echaba fuego y arrasaba a su paso.

Le respondía Jon Rahm con birdies en el 1 y el 2 para empezar a meter presión y ser ese martillo pilón que suele, sumando otro en el 6, dos más en el 10 y el 11 y manteniendo las distancias en 2/3 golpes con el irlandés.

Jon Rahm no paraba de atacar desde el tee. Tiros no, tirazos hoyo a hoyo, desde el 1 y sin descanso, hasta el 18, para terminar con 66. Muy cerca siempre de los greenes, exhibiendo potencia con el drive o los hierros y dejándose muchas opciones de birdie para terminar igual que empezaba, con birdie, restándole al campo, si bien por detrás no notaba la presión Dunne y respondía con igual medicina y acierto.

Nacho Elvira, de ‘tapado’ a actor principal

Y por detrás, compartiendo partida con Dunne, el ‘tapado’, Nacho Elvira. Sin hacer mucho ruido en el campo pero sí en la estadística, con dos birdies también en los dos primeros y también en los dos primeros de la segunda mitad de la vuelta. Demostraba conocimiento del campo y mucho acierto, se encontraba a gusto y su sonrisa le delataba, podía ser el invitado a la fiesta del domingo y lo va a ser. Tras terminar con 66 se ha colocado segundo, ha apretado aun más la parte alta y comenzará en el partido estelar, de nuevo con Dunne y de nuevo con el apoyo de la hinchada local que, esta vez sí, puede jugar un papel aun más fundamental.

Con ese apoyo también jugará Rahm, quien en el partido justo anterior con el sueco Henric Sturehed (ojo no le descartemos del todo, pues se marcaba ocho birdies) puede ejercer mucho nerviosismo si empieza fuerte y achicar más de una muñeca.

Así pues, batalla teórica a tres (a cuatro si contamos a Sturehed) que hará que el desenlace del Open de España sea aun más bonito, más épico, con la hinchada dividida con dos españoles, uno de Barrika, el otro de Cantabria y con unas calles repletas de seguidores que han superado sobradamente las expectativas.

Del resto de españoles del turno de tarde citar a Jorge Campillo (67 y T7), Pep Anglés (69 y T17) y Pablo Larrazábal (73 y T35).

@golfcom / Golf Confidencial

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs