Deportes

Kyrgios, defensor de Djokovic y vacunado, da positivo en covid-19

El polémico tenista “aussie” es duda para disputar el Open de Australia

Kyrgios se ha dado de baja de los torneos de Melbourne y Sidney
Kyrgios se ha dado de baja de los torneos de Melbourne y Sidney FOTO: John E. Sokolowski USA TODAY Sports

El coronavirus está siendo el gran protagonista en la previa del Open de Australia, primer Grand Slam de tenis. Si hace un año se pudo disputar con cierta normalidad, aunque con restricciones y con una severísima cuarentena de los tenistas, ahora es el “caso Djokovic” el centro de atención. El juez ha dado la razón al tenista, y ha ordenado que le devuelvan el visado, que presentó todos los papeles de la exención médica que le permitían jugar sin estar vacunado, por lo que podrá disputar el torneo... De momento, ya que el gobierno local está haciendo los últimos movimientos. Su situación ha dividido al mundo en general. Uno de los tenistas que salió a defender al número uno fue el polémico Nick Kyrgios, que ahora, en realidad, tiene otro problema también relacionado con el covid-19. “Sólo quiero ser abierto y transparente con todos, la razón por la que tuve que retirarme de Sydney es porque di positivo por COVID”, confesó el australiano en una historia de Instagram. “Me siento saludable y sin síntomas. Les deseo a todos lo mejor y que se mantengan a salvo donde puedan. Si todo va bien, los veré a todos en el Open de Australia”, añadió.

Kyrgios estaba a horas de enfrentarse con el italiano Fabio Fognini cuando se confirmó su baja y para que no hubiera especulación el propio tenista explicó los motivos. Ya la semana anterior no participó en el ATP 250 de Melbourne, en el que estaba apuntado, por unos problemas de asma. Hubiera sido el rival de Nadal en unas teóricas semifinales. El tenista español terminó proclamándose campeón del torneo. Ahora, Nick tiene el tiempo justo para intentar llegar al Open de Australia, que comienza el 17 de enero y donde sería un peligro para los favoritos en las primeras rondas, pues aunque ahora es el 114 del mundo, su nivel es mucho más alto, aunque hay dudas sobre su estado de forma.

“Me vacuné para proteger a los demás”

El controvertido jugador australiano ya mostró su opinión sobre el “caso Djokovic”. “Definitivamente creo que hay que tomar medidas, yo me vacuné para proteger a los demás y por la salud de mi madre, pero la forma en que estamos manejando la situación de Novak es mala, muy mala. Como estos memes, estos titulares, este es uno de nuestros grandes campeones y al fin y al cabo es humano. Hagámoslo mejor”. Después, justo el día antes de dar positivo y sin que hubiera todavía resolución sobre la deportación del serbio, también habló. “Si juega el Open de Australia no me gustaría enfrentarme a él. Va a estar furioso y muy concentrado en jugar bien después de todo lo que está pasando. No creo que tenga problemas para prepararse, creo que esto es gasolina para él. No me gustaría lidiar con ese Novak. Todo lo que está pasando es un caos y no se está resolviendo de modo justo. Para el deporte, lo necesitamos aquí, es uno de los deportistas más influyentes de todos los tiempos. Sólo quiero que acabe, lo siento por él. No es humano lo que está pasando. Si fuera una persona “normal” no tendría que lidiar con toda esta mierda de los medios”.