MENÚ
miércoles 26 septiembre 2018
01:58
Actualizado
Consulta
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Nadal gana en Toronto su título 80 y no estará en Cincinnati

Rafa se impone en la final al griego Tsitsipas por 6-2 y 7-6. Es su quinto torneo del año y su 33º Masters 1.000

  • Rafael Nadal durante el partido contra Tsitsipas
    Rafael Nadal durante el partido contra Tsitsipas

Tiempo de lectura 4 min.

13 de agosto de 2018. 18:44h

Comentada
Mariano Ruiz Díez 12/8/2018

ETIQUETAS

Rafa llegaba a Toronto hace algo más de una semana un poco a ver qué sucedía. Canadá era la primera estación después de haber caído en las semifinales de Wimbledon ante Djokovic. El primer capítulo camino de Nueva York, del Abierto de Estados Unidos, y él mismo puso algún asterisco al torneo. Que si poca preparación para afrontar el primer capítulo de la gira norteamericana sobre pista dura, que si la superficie tiene poco que ver con las neoyorquinas, que si las bolas son muy diferentes... Llegaba dispuesto a competir, faltaría más tratándose de Nadal, pero sin fijarse ningún objetivo concreto. «Sólo» rodarse para el último «Grande» del año y... el número uno del mundo ganó ante Tsitsipas su título número 80, el quinto del año (Montecarlo, Barcelona, Roma, París y Toronto), su Masters 1.000 número 33, su tercer torneo de esta categoría en 2018 cuando se han disputado sólo seis. El griego de 20 años cayó por 6-2 y 7-6 (7/4) en 1 hora y 42 minutos.

Stefanos Tsitsipas ya había hecho su torneo antes del día de su cumpleaños. Ayer cumplía 20 años y disputaba su segunda final de la ATP.

La primera fue en el Godó y ante el mismo rival: 6-2 y 6-1 después de comentar en las vísperas que estaba encantando de recibir una clase particular en arcilla de Nadal. En Canadá recibió la segunda, aunqueesta vez en pista dura. Y lo de que el griego ya había hecho su torneo se justifica en que había liquidado a cuatro «top 10» de forma consecutiva. Se había cargado a Thiem (8), a Djokovic (10), a Zverev (3) y a Anderson (6). Ningún otro jugador ha tenido una racha así este año, pero ante Rafa sólo tuvo opciones al final. Antes del «tie-break» dispuso de una bola para equilibrar el duelo, pero se quedó a medias.

Nadal desconoce lo que es perder una final en Canadá. Cuatro veces ha peleado por el título y otras tantas ha levantado el trofeo. En 2006 tumbó a Agassi; dos años después, a Kiefer; en 2013, a Raonic y ayer a Tsitsipas. Rafa anunciaba que enfrente había «un jugador complejo que no se basa en una sola cosa, que lo tiene todo. Es joven y demuestra pasión por el juego». Pues el rival estuvo desbordado por la consistencia de Rafa y por la exigencia de sus cuatro partidos anteriores. «Jamás pensé en llegar tan lejos en un torneo donde están los mejores del mundo», había comentado el griego.

Apenas estuvo cómodo en el primer juego. Lo solventó en blanco porque Rafa todavía no había «desenfundado» la raqueta. El resto del partido fue un mónologo del español hasta bien avanzado el segundo parcial. En el segundo saque de Tsitsipas ya llegaron las primeras bolas de «break».

A la tercera se consumó la ruptura y el partido se le puso cuesta arriba. Nadal manejó desde el fondo. Tsitsipas trató de atacar, irse a la red, cambiar el ritmo... Dio igual. Rafa ni se inmutó. En el quinto juego llegó el segundo «break» y la final ya estaba encarrilada. Mediado el segundo set, el número uno ofrecía unos numeros escandalosos con su servicio. No había cedido un punto con el primer saque, había ganado el

85 por ciento con los segundos... Tsitsipas peleó, llegó hasta el «tie-break» pero enfrente había un muro. A dos semanas de Nueva York, la gira norteamericana en pista dura promete y mucho.

Renuncia a Cincinnati

Tras este triunfo, nadal ha anunciado en su perfil de twitter que no participará en el otro Masters 1.000 que se juega esta semana, el de Cincinnati, por la necesidad de "descanso".

"Quiero cuidar mi físico y mantenerme tan sano como me siento ahora", explicó Nadal.

El poseedor de 80 títulos de Masters 1.000 lamentó "mucho" el no poder jugar en Cincinnati, se disculpó y dijo estar triste por los seguidores del torneo porque "siempre" le han dado un "gran apoyo",

Además, Nadal también quiso dar las gracias a "mi amigo" Andre Silva, director del torneo de Cincinnati. "Después de hablar con él por teléfono entendió lo que le dije y mi situación. Estoy seguro de que el torneo será un éxito y le deseo a él y a su equipo todo lo mejor", afirmó.

Por último, Nadal citó a sus seguidores para la edición del año próximo. "Estoy seguro de que los veré el próximo año y lamento no estar con ellos este año. Gracias por todo el apoyo como siempre", concluyó.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs