Coronavirus

José Miguel García: “Tenemos un sector de telecomunicaciones envidiable y hay que aprovecharlo en la recuperación”

El consejero delegado del Grupo Euskaltel y máximo responsable de Virgin Telco asegura que España ha demostrado con su buen despliegue del teletrabajo que hay que aprovechar al sector

José Miguel García, consejero delegado del Grupo Euskaltel
José Miguel García, consejero delegado del Grupo EuskaltelLa Razon

Hace poco más de un mes, desembarcó en España Virgin Telco. Aunque, en realidad, ya estaba aquí. Porque Virgin Telco no es otra cosa que la marca con la que el grupo vasco Euskaltel ha comenzado su expansión por el 75% del territorio nacional en el que hasta entonces no operaba ya que su actividad se circunscribía al País Vasco, Galicia y Asturias. Para ampliar su negocio, Euskaltel ha buscado el apoyo de una marca reconocida internacionalmente y de prestigio que estuviera a la altura de las de sus competidores. “Hemos buscado una marca representativa de los valores como la innovación, la agilidad, la vanguardia o el atrevimiento que ya hemos demostrado en el pasado”, explica José Miguel García, consejero delegado del Grupo Euskaltel y máximo representante de Virgin Telco.

Para abrirse hueco en el resto del mercado español en el que no estaba, Euskaltel ha optado por una oferta que, según García, “ninguna compañía de telecomunicaciones ofrece en Europa” y que resume en una frase: “que el cliente elija lo que quiera y ahorre lo que no necesite”. Eso, explica, se traduce en que “hemos lanzado una marca -para no confundir al cliente- que te ofrece un espectro entero de servicios, desde un paquete completo hasta servicios segregados”. Todo, añade, a precios competitivos. Con ello, asegura García, pueden dar la batalla en todos los frentes, tanto en el “low cost”, que está marcando mucho el paso en el sector de las telecomunicaciones españolas; como en el de clientes de gran valor. Con el añadido, afirma, de la flexibilidad que ofrecen a sus clientes para adaptar sus paquetes de forma rápida y sencilla a sus necesiddes. “El cliente se puede autoconfigurar su oferta en internet en sólo tres minutos”, explica el responsable de la compañía.

Sector puntero

Aunque la economía española atraviesa en este momento una situación delicada por la crisis de la Covid-19, el confinamiento para frenar la pandemia ha servido precisamente al Grupo Euskaltel para reafirmarse en que su estrategia es la correcta. “La gente nos reclamaba algo así en pleno confinamiento, poder adaptar la oferta a sus necesidades con rapidez. Por eso mantuvimos los planes de lanzar Virgin”, explica. El coronavirus, dice García, ha servido también para demostrar, a nivel global, que “España está a la cabeza de las telecomunicaciones en Europa”. “Estamos en una posición muy diferente a la de otros países, como ha demostrado el despliegue que se ha hecho en las empresas con el teletrabajo, que ha permitido niveles de productividad altísimos y sin casi problemas”, asegura. “Tenemos un sector envidiable en infraestructuras y empresas y tenemos que aprovecharlo” para la recuperación, añade. De momento, García cree que se está en el buen camino. “Desde que empezó la pandemia, yo me he reunido seis veces con la vicepresidenta (Nadia Calviño) para hablar sobre la agenda digital. Esto no me había ocurrido antes y me parece un hecho indicativo de que la agenda del Gobierno empieza a entender la importancia del sector”, asegura.

Pero mientras el Ejecutivo perfila sus planes, Virgin Telco sigue a los suyos. Por el momento, García asegura que están “contentos con el lanzamiento”. “Estamos por encima de los objetivos que nos habíamos marcado”, afirma. Y no le temen a la competencia. “Venimos del País Vasco, Asturias y Galicia, los territorios de la Unión Europea donde más competencia hay en el sector. Y, a pesar de todo, hemos crecido en los tres últimos trimestres tanto e ebitda como en clientes y flujo de caja”, poniendo siempre al cliente, “el rey de nuestros planteamientos, en el centro”, dice el primer ejecutivo del Grupo Euskaltel. Y lo han hecho “con fórmulas que buscan satisfacer las necesidades del cliente”. Por eso, García considera que en España todavía cabe una operadora más y que puede ser rentable.