Guías

Esto es todo lo que necesita saber antes de contratar un seguro de hogar

Estas pólizas no solo protegen al contratante, sino que también responden frente a terceros por daños ocasionados. Asufin da tres consejos para elegir el mejor producto y evitar sorpresas desagradables

Dos personas intercambian unos documentosFoto: Unsplash (nombre del dueño)

Los imprevistos, como su propio nombre indicas, llegan en el momento menos oportuno y pueden conllevar un coste elevado si tienen que ver con desperfectos en la vivienda. Para lidiar con estos contratiempos están los seguros de hogar. Estas pólizas cubren una serie de servicios y asistencia básica que aumenta en la misma medida que lo hace el precio. La protección contra robo, incendio o daños por la rotura de una tubería son las coberturas más comunes. Además, el seguro del hogar no solo protege al contratante, sino que también responde frente a terceros por daños ocasionados. En España, no existe la obligación de contratar un seguro de hogar, tan solo si la casa está hipotecada, pero es muy recomendable. Eso sí, a la hora de hacerlo, hay que tener en cuenta que las coberturas y condiciones no son iguales para todos los productos del mercado. Para elegir el que mejor se adapte a sus necesidades y evitar toparse con la decepcionante frase “esto no lo cubre el seguro”, la Asociación de Usuarios Financieros (Asufin) explica tres puntos clave a tener en cuenta antes de contratar un seguro de hogar.

Hacer una correcta valoración

“A la hora de contratar un seguro puede ser tentador asegurar por un valor inferior al real para que la prima a pagar sea más baja”, explica Asufin. Pero lo barato sale caro, ya que en caso de producirse un siniestro, el seguro le indemnizará con una cantidad proporcional a la suma asegurada. Además, asegurar su vivienda solo por el valor de la hipoteca también es tener un «infraseguro», advierte la asociación.

Revisar las coberturas

A la hora de contratar o renovar un seguro, Asufin aconseja revisar con atención todas las coberturas que ofrece. Hay algunas que cubren la mayoría de las aseguradoras. Por lo general, las pólizas de hogar cubren: los daños de un incendio, los causados por fenómenos atmosféricos, los daños por un escape o filtración de agua, los actos vandálicos, la responsabilidad civil y la defensa jurídica, y el servicio de asistencia en el hogar en caso de urgencia o siniestro. No obstante, hay otras muchas que según el precio de la póliza quedarán excluidas y que debe conocer para evitar sorpresas desagradables.

Defensa jurídica y responsabilidad civil, coberturas básicas

La defensa jurídica cubre los gastos que pueda generar el reclamar a un tercero que le haya causado un daño, incluso si llega a darse en los tribunales: la defensa en un juicio, las costas y gastos judiciales y fianzas exigidas por los tribunales. Y la responsabilidad civil permite que recaiga sobre la aseguradora el pago de la indemnización de los daños y perjuicios ocasionados a terceros. Estas son coberturas básicas que no pueden faltar en un seguro de hogar. Por último, Asufin recuerda que si la vivienda se encuentra en una comunidad de propietarios que dispone de un seguro en regla puede consultar la póliza de la comunidad ya que por regla general cubre los daños en todo el edificio. Y si es así, podría prescindir de contratar un seguro propio.