Telefónica, Orange y Vodanofe no prevén despidos masivos como las tecnológicas americanas

Las tres grandes operadoras aseguran que no tienen planes de ajuste sobre la mesa

El INE seguirá la pista de los móviles de los españoles para obtener información sobre la movilidad de los ciudadanos
Una mujer habla a través de su móvil FOTO: Eduardo Parra Europa Press

La ola de despidos que está sacudiendo a los grandes colosos del sector tecnológico de Estados Unidos como Meta o Twitter no va a llegar, al menos de momento, a las tres grandes operadoras de telecomunicaciones que operan en España. Los consejeros delegados de Telefónica España, Emilio Gayo; Orange España, Jean-François Fallacher; y Vodafone España, Colman Deegan; han asegurado hoy que no tienen planes inmediatos para ajustar sus plantillas.

En declaraciones a los medios antes de participar en el foro “Contribución justa: un paso más en el futuro de las telecos” organizado por la UTG, los tres directivos han coincidido en que no tienen previsto recortar sus plantillas. Fallacher ha recordado que, en el caso de Orange España, la compañía ya acordó con los sindicatos un expediente de regulación de empleo (ERE) a mediados de 2021 que supuso la salida de 400 de sus trabajadores. Gayo y Deegan también lo ha descartado cualquier ajuste. El consejero delegado de Vodafone ha asegurado que las conversaciones que mantienen con los sindicatos se circunscriben a buscar mejoras para la compañía y para el sector. Deegan ha asegurado que el reto para el próximo año pasa por “mejorar las condiciones en el sector, teniendo en cuenta la inflación, el coste de la energía y la competencia de precios en el sector”.

Fiscalidad justa

Los tres directivos han aprovechado la previa al foro para reclamar, una vez más, una fiscalidad más justa para que los denominados operadores OTT, como Google o las plataformas de televisión; contribuyan con más impuestos a la construcción de las redes que usan pero que, ahora mismo, financian en solitario las compañías de telecomunicaciones pese al importante esfuerzo que les supone. Fallacher ha destacado que el 50% del tráfico lo generan tres actores y que hace falta un mercado más justo.

“Es muy evidente la transferencia de valor de las tecnológicas europeas a las americanas. Y esto se arregla con una regulación justa que, además, no debe ser sólo española, sino europea. Y es que Europa se tiene que defender, Europa tiene que encontrar el modelo para que proteger su tejido tecnológico empresarial crezca porque es la que permite que todo se desarrolle, crea puestos de trabajo”, ha añadido Gayo.

En una intervención grabada para el evento, la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, ha apoyado las reivindicaciones del sector y ha llamado a encontrar una “fórmula de contribución equilibrada” para que “los actores más importantes contribuyan de forma justa” a estas redes, que ha considerado “estratégicas” para el país. Asimismo, ha advertido de que de no crear un marco en igualdad de condiciones, se ponen en peligro los servicios digitales del futuro. Además, ha puesto en valor la inversión del Gobierno y el uso de los fondos europeos de conectividad, que ha multiplicado en los dos últimos años por nueve las inversiones del ciclo 2019 y 2020.