MENÚ
sábado 20 julio 2019
11:11
Actualizado

La riqueza de los españoles se hunde con la crisis

Cada español tiene un PIB per cápita de 25.000 euros, frente a los 31.000 de media de la UE

  • Billetes de 10, 20 y 50 euros
    Billetes de 10, 20 y 50 euros /

    Reuters

Tiempo de lectura 4 min.

19 de junio de 2019. 20:28h

Comentada
Mirentxu Arroqui 20/6/2019

Mirentxu Arroqui - Bruselas

España sigue sin recuperarse totalmente de los estragos causados por la crisis económica. Según los datos publicados ayer por Eurostat, la oficina estadística comunitaria, el PIB per cápita cayó en nuestro país un punto porcentual en 2018, lo que supone el 91% de la media europea, 25.000 euros anuales por español, 15 puntos por debajo de la que se anotan nuestros socios de la moneda única (106%). Este dato contrasta con los registros anteriores al estallido de la burbuja inmobiliaria, cuando España llegó a situarse tres puntos por encima de la media comunitaria. Desde entonces, la caída ha sido la nota dominante. El PIB per cápita español bajó hasta el 101% en 2008 y 2009; al 97%, en 2010; al 94%, en 2011; al 92%, en 2012; al 91%, en 2013 y 2014, y al 92% en 2015, 2016 y 2017.

Los severos ajustes en materia salarial han influido en esta caída de los ingresos de los españoles. La inestabilidad política sufrida en las dos últimas legislaturas tampoco está favoreciendo emprender las reformas necesarias para acelerar la recuperación y equilibrar o, al menos, reducir la brecha de ingresos de los españoles con respecto a sus vecinos europeos. Los países que disfrutaron de una mayor riqueza personal fueron Luxemburgo (254% de la media comunitaria, hasta alcanzar los 80.000 euros), Irlanda (187%), Países Bajos (129%), Austria (127%), Dinamarca (126%), Alemania (123%), Suecia (121%), Bélgica (115%), Finlandia (110%) y Francia y Reino Unido (104% y 32.800 y 32.400 euros per cápita, respectivamente). En el furgón de cola de la riqueza per cápita se situaron Bulgaria (50% de la riqueza media comunitaria), Croacia (63%), Rumanía (64%), Grecia (68%), Hungría y Letonia (70%) y Polonia (71%).

Si se establece como parámetro económico no el PIB sino el consumo per capita, nuestro país arroja unos resultados ligeramente mejores. España se mantuvo el año 2018 en el 90% de la media comunitaria, con 15 puntos de diferencia de la media correspondiente a los países de la moneda única. En este apartado, Luxemburgo sigue siendo el país con una tasa más alta (132%), por delante de Alemania (121%), Austria (116%), Dinamarca (114%), Reino Unido (113%), Países Bajos y Finlandia (112%). En la misma lista que España, por debajo de la media comunitaria, se sitúan Italia (98%), Irlanda y Chipre (94%), Lituania (90%, con España), República Checa (83%), Portugal (82%), Malta (80%), Polonia, Eslovenia y Eslovaquia ( 77%) y Grecia (76%). Los estados con unos números más modestos en este capítulo son Bulgaria (56%), Croacia (63%), Hungría (64%), Letonia y Rumanía (70%) y Estonia (74%).

Los datos arrojados ayer por la oficina estadística comunitaria constatan las grandes diferencias en el club comunitario desde el 50% de Bulgaria, que se traduce en unos escasos 6.500 euros per cápita, al 254% en Luxemburgo, con 11 países europeos por encima de la media de la zona euro.

En un momento en el que el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, prepara el terreno para los tipos negativos ante el previsible estancamiento de la economía, la tasa de inflación anual de la zona euro se situó en mayo en el 1,2% medio punto por debajo del incremento de precios registrado el mes anterior y la menor subida desde abril de 2018.

Últimas noticias