El nuevo Regimiento de Barcelona se estrena en una misión en el exterior con el grupo táctico “Cataluña”

Unos 200 efectivos del “Barcelona” 63, creado en enero, se desplegarán en Líbano. Por primera vez la comunidad catalana da nombre a una agrupación en una operación internacional

El coronel Martínez Ávila, jefe del Regimiento "Barcelona" 63, durante el acto de despedida del contingenteEjército de Tierra

El pasado mes de enero, dentro de su plan de reorganización, el Ejército de Tierra creó el Regimiento de Infantería “Barcelona” 63, con base en el Cuartel de El Bruch de la Ciudad Condal. Una unidad en la que se encuadró el hasta entonces denominado Batallón de Infantería Motorizada “Barcelona” II/62, el cual cambió su nombre por el de “Cataluña” I/63. Ahora, 11 meses después de su nacimiento, el regimiento se estrena en una misión en el exterior -la de la ONU en Líbano- y lo hace con unos 200 efectivos del batallón, que regresa a una operación internacional diez años después.

Para esta misión, el batallón ha formado un Grupo Táctico Ligero Protegido, esto es, una unidad tipo batallón que cuenta con las capacidades concretas que requiere la misión y que se ha bautizado como “Cataluña”, siendo la primera vez que esta comunidad da nombre a una agrupación de este tipo para una operación de paz. Al frente de este Grupo está el teniente coronel Francisco González Núñez.

El acto de despedida del contingente ha tenido lugar esta mañana en el cuartel de El Bruch, presidido por el coronel jefe del Regimiento, Miguel Ángel Martínez Ávila, quien ha destacado el “orgullo” que supone que el “Cataluña” sea “una de las fuerzas principales de esta operación”. Y ha querido, al mismo tiempo, destacar la labor de sus efectivos, que han compaginado su preparación con su despliegue en las operaciones “Balmis” y “Baluarte” contra el coronavirus.

Preparación “complicada”

De ahí que su adiestramiento haya sido “más complicado de lo habitual” debido a las restricciones y las medidas sanitarias. Aun así, el coronel ha querido apuntar que en estos seis meses “se ha alcanzado un elevado nivel para enfrentarnos con la mayor garantía de éxito a la misión”.

El resto de militares que completan los aproximadamente 600 efectivos que viajan a Líbano pertenecen a la Brigada de Infantería Acorazada “Guadarrama” XII (de la que forma parte el Regimiento) y todos se desplegarán en la base “Miguel de Cervantes” de la localidad de Marjayoun.

Allí estarán hasta mayo garantizando la seguridad de la denominada «Blue Line», la tensa e inestable frontera entre Israel y Líbano delimitada por Naciones Unidas y vigilando el cese de hostilidades entre la milicia de Hizbulá e Israel.

Confinados 14 días

Previo a su despliegue y debido a la pandemia del coronavirus, los uniformados han tenido que cumplir un protocolo sanitario que incluye pruebas PCR y un confinamiento de 14 días, tanto en España como a su llegada a Líbano.

Uno de los efectivos que se desplegará durante una prueba PCREjército de Tierra

España participa en esta misión de Naciones Unidas desde septiembre de 2006 y está al mando del Sector Este de la Operación. En la actualidad están desplegados los efectivos de la Brigada Paracaidista (BRIPAC) del Ejército de Tierra, que en verano relevaron a la Legión.

El Regimiento “Barcelona” 63, creado el 1 de enero, está encuadrado en la Brigada “Guadarrama” XII de la División “San Marcial”. En él se integra el que fuera el Batallón de Infantería Motorizado “Barcelona” II/62, que dejó de pertenecer al Regimiento “Arapiles” 62 y que cambió su nombre por el de “Cataluña” I/63.