MENÚ
viernes 21 septiembre 2018
14:27
Actualizado
Consulta
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Parte de un monasterio acogerá a jóvenes con trastornos de salud mental

Las monjas de Santa Maria de Valldonzella ceden un espacio para ubicar una unidad del Sant Joan de Déu

  • La unidad está en funcionamiento desde el pasado mes de abril y actualmente acoge a a 16 jóvenes de entre trece y 17 años
    La unidad está en funcionamiento desde el pasado mes de abril y actualmente acoge a a 16 jóvenes de entre trece y 17 años
Barcelona.

Tiempo de lectura 2 min.

30 de agosto de 2018. 08:36h

Comentada
J.P..  Barcelona. 30/8/2018

Se trata de una propuesta pionera no únicamente en Cataluña, sino en toda España. Las monjas del Monasterio de Santa María de Valldonzella de Barcelona cedieron al Hospital de Sant Joan de Déu parte de sus dependencias para ubicar la primera unidad terapéutica educativa y residencial para niños y adolescentes con trastornos de salud mental graves (TMG) de Cataluña.

La consellera de Salud, Alba Vergés, y el conseller de Asuntos Sociales, Chakir el Homrani, visitaron ayer las instalaciones, y explicaron que este nuevo espacio incorpora un funcionamiento innovador para que los niños «puedan tener un proyecto de vida y una igualdad de oportunidades».

Recuperación

Según explicó Vergés en una presentación a los medios, el objetivo de esta primera unidad terapéutica, educativa y residencial es promover la recuperación de cada niño y adolescente y facilitar que vuelva a su entorno social y familiar desde un ambiente «lo máximo cómodo posible».

«No queremos institucionalizar a estos niños y niñas, sino poder darles las herramientas para que después, en su entorno social y familiar, puedan desarrollar su proyecto de vida», remarcó la consellera.

La unidad, bajo el nombre «Acompañame», está en funcionamiento desde el pasado mes de abril y actualmente acoge a dieciséis niños y jóvenes de entre trece y 17 años que sufren un trastorno mental grave. De las 30 plazas de las que dispone esta nueva ubicación, un total de veinticinco están destinadas a aquellos niños y jóvenes que están bajo la tutela de la dirección general de Atención a la Infancia y la Adolescencia (Dgaia).

Las cinco plazas restantes están reservadas para aquellos niños y adolescentes que pueden ser derivados por los dispositivos de los departamentos de Salud o de Asuntos Sociales, como los centros de salud mental infantil y juvenil (Csmij).

«Es una unidad experimental que se centra absolutamente en las personas. Estos niños no se tienen que adaptar a la lógica de la administración sino que es la administración quien se adapta a las necesidades de estos niños, trabajando de forma interdisciplinar», añadió por su parte el conseller El Homrani.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs