La semana que viene abren las bibliotecas y los museos municipales de Madrid

El lunes abrirán al público las bibliotecas y el martes los museos. Se seguirán estrictamente las medidas sanitarias establecidas para garantizar la seguridad de trabajadores y visitantes

La ciudad de Madrid avanza hacia la llamada “nueva normalidad”. Si este lunes, los centros municipales al aire libre fueron abriendo sus puertas de forma progresiva, el Ayuntamiento de Madrid abrirá al público también de manera progresiva, a partir de la próxima semana, las bibliotecas y los museos públicos municipales, una vez se apliquen las medidas de seguridad en cada uno de los centros culturales, que contarán con un exhaustivo control de aforo. Durante la Fase 1, las bibliotecas ya podían abrir, aunque sólo para el préstamo y devolución de libros, que deben pasar una cuarentena antes de volver al circuito de lectura y préstamo.

La delegada del Área de Cultura, Turismo y Deporte, Andrea Levy, ha decretado la apertura al público de todas las bibliotecas municipales a partir del próximo lunes, 8 de junio, y de los museos del Ayuntamiento, salas de exposiciones y el Planetario de Madrid, a partir del martes, 9 de junio.

Su apertura, que será progresiva, se producirá siempre y cuando se cumplan las medidas y protocolos sanitarios en sus instalaciones, para garantizar la protección tanto de los trabajadores como de los visitantes.

La delegada Andrea Levy destaca que “los madrileños podrán volver a disfrutar tanto de bibliotecas como de museos en pocos días, un primer paso para que Madrid vuelva a recuperar sus centros culturales en todos los distritos”. Asimismo, subraya que estas aperturas se realizarán siguiendo los protocolos necesarios que garanticen la seguridad de todos.

Las Bibliotecas de la Comunidad abren mañana

Por su parte, la Comunidad de Madrid reabre, a partir de mañana 3 de junio, las puertas de 12 de sus Bibliotecas con un horario inicial de 9 a 13 horas y de 16 a 18 horas y con la adopción de medidas orientadas a garantizar la protección de usuarios y trabajadores como la instalación de mamparas, control del aforo o el servicio de petición de cita previa que permite el préstamo y devolución de ejemplares de forma escalonada.

Abrirán sus puertas en esta primera etapa 12 bibliotecas: Biblioteca José Luis Sampedro (Chamberí), Biblioteca Luis Rosales (Carabanchel), Biblioteca Pedro Salinas (Centro), Biblioteca Rafael Alberti (Fuencarral-El Pardo), Biblioteca Antonio Mingote (Latina), Biblioteca Moratalaz, Biblioteca Elena Fortún (Retiro), Biblioteca Ruiz Egea, Biblioteca José Hierro (Usera), Biblioteca Miguel Hernández (Vallecas), Biblioteca Luis Martín-Santos (Villa de Vallecas) y Biblioteca María Moliner (Villaverde).

La atención al usuario se realizará mediante cita previa, un servicio que permite al usuario, con hasta una semana de antelación, reservar el día y hora en la que efectuar la recogida o devolución de ejemplares. Para solicitarla sólo se tiene que rellenar un formulario con los datos, tanto personales como de las obras de interés y la fecha que se prefiera. 48 horas antes, se recibirá un recordatorio en el móvil que incluirá un resguardo. El tiempo destinado para cada cita es de cinco minutos, ampliándose a 10 para las personas mayores de 60 años.

En la opción de 'préstamo', se han de rellenar los datos de la obra u obras que el ciudadano quiera prestar y cuya disponibilidad se puede consultar en el catálogo de la Red. Se pueden tener prestados de forma simultánea hasta seis libros, cuatro audiovisuales y tres revistas.

Siguiendo los protocolos sanitarios, los materiales en soporte físico pasarán por una cuarentena de 14 días tras su devolución antes de estar disponible de nuevo en préstamo garantizando así la seguridad de trabajadores y usuarios. Asimismo, y con el fin de asegurar una devolución escalonada de los documentos, se ha procedido a modificar la fecha de devolución de los préstamos activos en el Catálogo Regional. Esta medida, que afecta a los ejemplares prestados en las Bibliotecas Públicas, en los Bibliobuses y en el Bibliometro, supone la ampliación de la fecha de devolución hasta el lunes 6 de julio de 2020.

Por último, y con el fin de que ningún ciudadano deje de disfrutar de las ventajas que le ofrece el carné de bibliotecas, a los lectores dados de alta mediante el procedimiento extraordinario de altas no presenciales, se les modificará la fecha de caducidad para ampliar su vigencia hasta el 30 de junio. Los centros contarán con cartelería explicativa de todas las medidas de seguridad y protección que se implementarán.