García Rodríguez: «Hemos sentido angustia por no responder a todos»

Los microbiólogos han liderado la detección del virus desde los laboratorios

Julio García Rodríguez, vocal de esta sociedad científica
Julio García Rodríguez, vocal de esta sociedad científicaCristina BejaranoEspecial Homenaje a los héroes de la pandemia

PCR o test serológico eran términos que, hace apenas unos meses, probablemente no significaban nada para casi ninguno de nosotros y mucho menos sabíamos de su trascendencia o de la manera en que funcionan. Sin embargo, como consecuencia de esta crisis del Covid-19 han pasado a formar parte de nuestro vocabulario y de nuestras conversaciones con toda la naturalidad del mundo.

Palabras que sí que forman parte del día a día de los microbiólogos que, ante un virus totalmente nuevo y desconocido que se ha extendido de forma voraz por todo el mundo, han pasado también a primera línea de acción, resultando encomiable el tesón de estos profesionales encargados de liderar, no sólo su detección desde el laboratorio sino también de la prevención de su contagio. Desde aquí nuestro agradecimiento de corazón.

Julio García Rodríguez, vocal de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (Seimc), fue el encargado de recibir, en nombre de todos ellos, la placa en reconocimiento por su impagable labor durante la pandemia.

«No estamos muy acostumbrados a recibir tanta atención, los microbiólogos solemos trabajar en la sombra y de la noche a la mañana todos los periodistas, todo el mundo nos preguntaba qué es una PCR, qué es esto de la serología...Nos sentíamos como Cristo ante los leprosos, salía todo el mundo a preguntarnos», aseguró García Rodríguez.

«Es una sensación nueva, nosotros trabajamos con nuestros colegas infectólogos que están más en primera línea y hemos formado equipo con el resto de las especialidades, nos hemos visto desbordados, como todos, con mucha angustia por no poder responder a la necesidad diagnóstica que todos nos pedían, pero aún así hemos dado lo mejor de nosotros mismos», aseguró.

Por último quiso dedicar el premio «a nuestros compañeros fallecidos y al resto de españoles que murieron en la pandemia».

El culebrón de los tests

El trabajo desarrollado por los microbiólogos no sólo se ha quedado en la realización de las pruebas serológicas o los famosos PCR. Su participación también ha sido determinante a la hora de validar la sensibilidad de los llamados tests rápidos y que, los primeros meses de la pandemia, tanto dieron que hablar por la ineficacia de algunas de las partidas llegadas desde China. Suya fue también la labor de comprobar cuáles eran eficaces y cuáles no para la detección del virus es estas pruebas.