Salud

Menos esperanza de vida y más riesgo de Covid: conoce estos y otros motivos para dejar de fumar

Aproximadamente la mitad de todas las personas que continúan fumando morirán debido al hábito.

Diez pasos para dejar de fumar
Diez pasos para dejar de fumarAECC AECC

Fumar reduce la capacidad pulmonar lo que supone un mayor riesgo de sufrir afecciones pulmonares graves y aumenta la gravedad de las enfermedades respiratorias como es el caso de la Covid-19, una enfermedad infecciosa que ataca principalmente a los pulmones.

Como explica el doctor Dick Pasker, jefe de neumología del Hospital Quirónsalud Torrevieja y Alicante, el tabaquismo deteriora la función pulmonar, lo que dificulta que el cuerpo luche contra los coronavirus y otras afecciones respiratorias y como indican los datos de investigación disponibles hasta la fecha, los fumadores tienen un mayor riesgo de desarrollar síntomas graves y de fallecer a causa de la Covid-19.

Así, con motivo del Día Mundial sin Tabaco, que se celebró el pasado lunes, 31 de mayo, el doctor Dick Pasker recuerda que fumar disminuye en 12 años la esperanza de vida de un hombre fumador y 11 años en el caso de la mujer. Aproximadamente la mitad de todas las personas que continúan fumando morirán debido al hábito.

Además, hay que saber que fumar no sólo causa cáncer de pulmón, de laringe, de riñón o de vejiga entre otros, explica el especialista, sino que puede ocasionar daño a casi todos los órganos en el cuerpo, incluyendo los pulmones, el corazón, los vasos sanguíneos, los órganos genitales, la boca, la piel, los ojos y los huesos.

Diez pasos para dejar de fumar

1. Tomar uno mismo la decisión de dejar de fumar.

2. Escribir una lista de motivos.

3. Marcarse una fecha

4. Comunicarlo a amigos y familiares más próximos.

5. Eliminar el tabaco de nuestro alrededor el día antes de la fecha marcada.

6. Cambiar de hábitos los primeros días, y evitar las situaciones de mayor riesgo como tomar café o las comidas copiosas-

7. Pensar en todas las ventajas que tiene el no fumar: mejorar el aspecto físico, ahorrar dinero, respirar mejor, oler mejor…

8. Cuando tengas ganas de fumar hacer respiraciones profundas, beber agua despacio, lavarse los dientes…

9. No pensar en el cigarrillo como algo bueno que se ha perdido.

10. Realizar ejercicio físico moderado y regular por las múltiples ventajas que representan a los fumadores y no fumadores entre las que se encuentran:

- Ayudar a consumir calorías y por lo tanto a mantener el peso ideal.

- Mejorar los niveles de colesterol y de tensión arterial.

- Es relajante muscular.

- Eliminar la tensión y con ella la ansiedad que produce el no fumar.

- Es una distracción que hará que no te acuerdes tanto del tabaco.

- Conducir a un estado menos irritable.

- Producir sensación de bienestar.

- Ayudar a sentirse bien y mejorar el estado de ánimo.

El especialista también recuerda la existencia de determinados fármacos y sustitutivos de la nicotina que pueden ayudar durante el proceso de deshabituación, además de la supervisión de un especialista en caso necesario.