Internacional

Así es el nuevo misil furtivo que llevará el F35

Las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos han firmado contrato con tres empresas para su desarrollo

Así será el nuevo misil furtivo que lleve el F-35
Así será el nuevo misil furtivo que lleve el F-35 FOTO: Lockheed Martin

La Fuerza Aérea de EE. UU. recientemente otorgó contratos a tres compañías para la primera fase de un nuevo programa para desarrollar un arma de ataque aire-tierra furtiva que el F-35 podría usar para destruir las defensas aéreas enemigas. Pero no pretende desarrollar un misil convencional. Por el contrario, el interés de la Fuerza Aérea se aleja del enfoque tradicional, alejándose del espacio aéreo relativamente indiscutido de Medio Oriente durante las últimas dos décadas y se está enfocando en descubrir cómo luchar en un entorno disputado contra un enemigo avanzado como China o Rusia y su avanzada tecnología.

Las tres compañías son el mayor contratista de armamento, Lockheed Martin, Northrop Grumman (líder en el desarrollo del B-21 Raider) y L3Harris Technologies (el sexto mayor contratista del país). La Fuerza Aérea señaló que se estaba preparando para avanzar con el programa SIAW (Stand-in Attack Weapon o armas de ataque furtivas) con el objetivo de adquirir un total de 42 misiles. Al contrario de los misiles de lanzamiento a distancia, diseñadas para ser disparadas fuera del alcance de las defensas enemigas, generalmente por un avión como un B-52, los misiles furtivo tienen un alcance más corto, pero son transportadas por aviones de baja detectabilidad, como el mismo F-35.

De acuerdo con la Fuerza Aérea, este tipo de misil le permitiría atacar objetivos enemigos que cuentan con defensas que pueden reaccionar rápidamente. Los objetivos potenciales incluyen sistemas integrados de defensa aérea, lanzadores de misiles balísticos, lanzadores de misiles de crucero de ataque terrestre y antibuque, bloqueadores de GPS y sistemas antisatélite.

Un avión dispararía esta arma después de penetrar el espacio aéreo enemigo y acercarse al objetivo, de acuerdo con Michael Stuart, director de desarrollo comercial de Northrop. El F-35, según Stuart, debe llevar el arma dentro de su bahía de carga, en lugar de un soporte externo, para evitar comprometer las capacidades furtivas del avión. También afirmó que es poco probable que otras aeronaves, como el F-22, puedan llevar esta arma porque su bahía interna no es lo suficientemente grande.

El arma que deben desarrollar los contratistas sería más rápida que otras que actualmente llevan los F-35, lo que le daría una mejor oportunidad de alcanzar su objetivo antes de que la defensa enemiga pueda interceptarlo.