La incidencia sigue sin freno en Castilla y León al duplicarse en la última semana

La ocupación de las UCI sube hasta el 23,5%

Son muchas las colas que se hacen a las puertas de los centros sanitarios para hacerse una prueba PCR
Son muchas las colas que se hacen a las puertas de los centros sanitarios para hacerse una prueba PCR FOTO: Marta Vázquez Rodríguez Europa Press

Los contagios por COVID-19 siguen sin freno en Castilla y León y el indicador de riesgo de la incidencia a 14 días ya se sitúa en los 1.233,1 casos, 177 más que ayer y casi el doble de hace una semana, cuando se comunicaron 656 casos, según los datos comunicados por la Consejería de Sanidad, que dirige Alejandro Vázquez.

El resto de los indicadores también continúan creciendo y nada hace atisbar el final de la cresta de esta sexta ola. Así, la tasa de ocupación en las unidades de críticos también se incrementa con relación al miércoles y hoy se situó por encima del 23,5 por ciento. Por su parte, la ocupación en los hospitales también sube hasta el 6,28 por ciento, una décima más que ayer.

Todas las provincias empeoran sus registros y siguen en riesgo extremo en incidencia a 14 días. Valladolid continúa presentado los peores datos con 1.916,5 casos, por delante de Palencia (1.497,2), Segovia (1.397,5), Soria (1.164,4), Ávila (1.026,8), León (1.002,7), Zamora (902,7) y Burgos (869,8).

Por su parte, la tasa a siete días en el conjunto de la Comunidad se sitúa en los 796, 116 más que ayer. Las nueve provincias siguen también en riesgo muy alto y con una clara tendencia al alza. Valladolid es de nuevo la provincia que peores datos presenta, con 1.269,3 casos por cada 100.000 habitantes, seguida de Segovia con 1.057,4, Palencia (1007,9), Soria (760,5), Salamanca (633,5), León (604,2), Ávila (596,2), Burgos (511,3) y Zamora (544).

El riesgo continúa en el nivel extremo en el conjunto de la Comunidad en relación a la incidencia acumulada a 14 días en las personas mayores de 65 años, con 405,7 casos, casi 30 más que ayer. El mismo factor, pero a siete días, también se mantiene en el nivel más alto de riesgo con 219,4 casos.

Además, la positividad global de las pruebas diagnósticas por semana aumentó hasta el 21,8 por ciento, mientras que el número reproductivo básico sube hasta el 1,47. Todas las provincias superan la barrera del uno. En cabeza se sitúa Segovia (1,69), por delante de Salamanca (1,64), Palencia (1,61), Valladolid (1,53), Zamora (1,42), Soria (1,41), León (1,35), Ávila (1,27) y Burgos (1,20).

En cuanto a la ocupación de UCI por pacientes con COVID, León y Palencia continúan en riesgo extremo, con el 32,8 y el 45 por ciento, mientras que en riesgo alto se encuentran Ávila (22,2 por ciento), Burgos (23,4 por ciento), Valladolid (22,3 por ciento), Zamora (21 por ciento) y Salamanca (16,6 por ciento). Soria se mantiene en medio con el 14,2 por ciento y solo Segovia presenta riesgo bajo con un 9,6 por ciento.

En cuanto a la ocupación en planta, Soria continúa presentado la mejor situación con un 2,1 por ciento, seguida de Segovia (4 por ciento), Salamanca (4,1 por ciento) y Zamora (4,4 por ciento). La peor situación corresponde a Valladolid y León, ambas con un 8,2 por ciento. En riesgo medio también se encuentran Palencia y Burgos, ambas con el 5,83 por ciento y Ávila (5,71 por ciento).